Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Taiwán quiere ser una potencia en computación cuántica

  • Infraestructura

Cuantico cuantica computacion

Una de las tecnologías más prometedoras para las próximas décadas es la computación cuántica, y Estados Unidos y China están liderando actualmente la carrera por su desarrollo. Pero otros países tecnológicamente avanzados no quieren quedarse atrás, como es el caso de Taiwán, cuyos académicos están presionando para obtener más recursos del gobierno para acelerar la investigación y el desarrollo.

El desarrollo de la tecnología de computación cuántica es una carrera en la que Estados Unidos se ha posicionado como líder, ya que algunas de sus empresas cuentan con los primeros componentes electrónicos, software y ordenadores cuánticos, por ejemplo, IBM. Mientras tanto, China está destinando muchos recursos para desarrollar sus propios supercomputadores basados en este tipo de computación, pero no son los únicos países que quieren avanzar posiciones en esta competición.

Europa está desarrollando proyectos de investigación y desarrollo de las tecnologías cuánticas, mientras que ciertos países asiáticos como Japón, Corea del Sur, Singapur o Australia están haciendo lo propio. Otro ejemplo es Taiwán, donde los progresos de las empresas tecnológicas en este campo están siendo lentos. Esto preocupa cada vez más a sus representantes, porque opinan que podrían perder su posición destacada como fabricantes de componentes electrónicos en la era de la informática cuántica, después de décadas siendo uno de los principales países proveedores a nivel global.

Según la industria y las instituciones académicas de Taiwán, en la próxima década se lograrán grandes avances en la computación cuántica, lo que revolucionará para siempre la industria de TI. Pero, mientras los fabricantes del resto de países líderes en tecnología están realizando importantes avances y cuentan con el apoyo de sus gobiernos y de las instituciones académicas, en Taiwán se encuentran por detrás. Aunque grandes firmas como Quanta Computer, TSMC o Foxconn están invirtiendo en el desarrollo de tecnologías cuánticas, por ahora no han dado resultados visibles.

Pero los representantes de estas grandes empresas de semiconductores afirman que no están dispuestos a quedar relegados a posiciones secundarias en la era de la informática cuántica. Y están enfocándose en las nuevas oportunidades comerciales que proporcionarán tecnologías vinculadas a los ordenadores cuánticos, como son la nube e IoT, mientras continúan el desarrollo de tecnologías puramente informáticas.

Mientras tanto, los académicos taiwaneses están comenzando a presionar al gobierno para que apoye con más intensidad a las instituciones y a la industria nacional, porque opinan que es el momento de acelerar el ritmo de investigación, antes de que sea tarde. Y, a pesar de las dificultades que entraña esta carrera tecnológica, creen que todavía hay tiempo para posicionarse en un buen lugar.