Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La IA podría ser clave para el dominio industrial de Estados Unidos sobre China

  • Inteligencia Artificial

Inteligencia artificial_5

Estas dos economías dependen en gran medida del sector industrial, y en el contexto de su conflicto comercial, para alcanzar y mantener el liderazgo económico necesitan una industria fuerte. Los expertos opinan que parta lograrlo la inteligencia artificial va a ser un factor clave, y creen que Estados Unidos se impondrá gracias a su mayor potencial en este campo.

La industria de fabricación está avanzando hacia un nuevo modelo más automatizado y digitalizado, y en este camino ha irrumpido con fuerza la inteligencia artificial. Esta tecnología se ha posicionado como una herramienta fundamental para gobernar los automatismos en las fábricas y se va a convertir en un factor clave para la modernización de la industria en general. Y, según los investigadores de la firma ABI Research, la IA va a tener un papel fundamental en le guerra comercial entre Estados Unidos y China, dos economías que dependen mucho de la fabricación industrial.

Como indican en su último análisis, en Estados Unidos las empresas están implementando la inteligencia artificial para ahorrar en costes operativos a la vez que aumentar la eficiencia, a medida que introducen la automatización en las fábricas. Y esto les está proporcionando una ventaja competitiva con respecto a sus homólogos chinos, donde el fomento de la IA está teniendo mucho menos impulso.

Y los expertos destacan que en EEUU está aumentando la colaboración entre las organizaciones responsables del desarrollo de inteligencia artificial en la industria, lo que dará mayor impulso a la implementación de esta tecnología. Entre ellos se cuentan los proveedores de la nube, los de plataformas de fabricación inteligente, de servicios y plataformas de IA industrial, los de servidores y puertas de enlace de IA industriales y los de chips dedicados a la IA.

Como dijo Lian Jye Su, analista principal de ABI Research, “Los principales jugadores de la nube, AWS y Microsoft, han establecido una amplia gama de asociaciones con proveedores de plataformas industriales de desarrollo de inteligencia artificial, proveedores de software de inteligencia artificial e integradores de sistemas para proporcionar una solución integral de nube a borde para mejorar la eficiencia operativa, reducir los cuellos de botella y optimizar el consumo de recursos en las fábricas”.

Mientras tanto, el China el gobierno trata de impulsar a su industria manufacturera en esta misma dirección, incluyendo 10 segmentos clave en el programa “Made in China 2025”. Desde 2015 lleva alentando a las empresas del sector industrial a que avancen en la implementación de la inteligencia artificial en su sector, y los proveedores de la nube locales ya están trabajando en el avance de la fabricación inteligente. Pero sus esfuerzos no están logrando un avance tan significativo con en Estados Unidos.

Los expertos destacan que el avance de la industria en China se centra en la capa de conectividad, en vez de en las soluciones creadas específicamente para la IA industrial, algo que sí se está consiguiendo en Estados Unidos. Allí se está creando toda una base para esta nueva industria compuesta por empresas dedicadas al desarrollo de la fabricación inteligente, compuesta tanto por grandes firmas como por startups que aportan innovación y nuevos enfoques.

En opinión de Su, “El alto costo de la mano de obra y el rápido tiempo de comercialización han llevado a los fabricantes estadounidenses a ser más agresivos con la adopción de soluciones de IA industrial. Esto ha dado lugar a jugadores Purte Play de IA en los EE. UU. Y esto mantiene a los EEUU como el líder mundial en soluciones de IA industrial. Con el tiempo, sin embargo, creemos que China se pondrá al día. Las inversiones vertidas en IA y todas sus adyacencias, como 5G y robótica, crearán nuevas oportunidades para las empresas nacionales que se centran en la IA en la fabricación industrial y esto impulsará las ventajas competitivas sostenibles de China”.