Guerra por la desregulación de la fibra

  • Actualidad

asotem

La Asociación de Operadores de Telecomunicaciones Empresariales (Asotem) no está de acuerdo con la desregulación del acceso de fibra que propone la CNMC. Los representantes de Asotem han señalado en una rueda de prensa que es imposible ser competitivos ya que esta propuesta refuerza a Telefónica, el operador dominante.

Recomendados: 

Monitorizando la experiencia de usuario en soluciones SaaS y serverless con Dynatrace Webinar

Dynatrace, de DevOps a NoOps Webinar

Por qué adoptar una infraestructura inteligente en la atención médica Leer

Asotem, la patronal que agrupa a las empresas de telecomunicaciones que prestan servicios empresariales señala que así como en el mercado masivo se constata un mayor nivel de competencia, el segmento de los servicios de telecomunicaciones empresariales está lejos de ello, siendo muy marcada la posición dominante de Telefónica con el 62,9% de cuota de mercado en 2019, según datos de la CNMC.

Asotem, que representa a 14 operadores de todo el territorio nacional, no pasa por alto la importancia de que las las pymes puedan contratar sus servicios de telecomunicaciones en un mercado suficientemente competitivo, algo imposible para esta agrupación si las reglas siguen marcadas como hasta ahora.

Por ello, Asotem aboga por una oferta de acceso indirecto empresarial de fibra NEBA con un punto de entrega a nivel nacional para poder competir con Telefónica o Vodafone. “Un acceso FTTH NEBA local cuesta 17,90 euros y un acceso NEBA empresarial provincial cuesta 19,95, más 10 euros de mantenimiento premium, más el caudal que consuma el cliente que son 2,90 euros por megabit por segundo. Incluyendo el transporte, la red, los nodos, el personal y el caudal de internet ya costaría 60 euros. Mientras que en NEBA local el precio se reduce”, ha explicado Juan Manuel Castellano, presidente de Asotem.

La última salida que plantea Asotem son los acuerdos comerciales. “Como solo hay una alternativa en menos de la mitad de las ubicaciones, realmente implica tener que negociar siempre con el operador dominante. Los operadores de infraestructura no van a poder negociar entre sí, de momento se le entrega la llave de mercado a nivel de empresa y pedimos que la llave la tenga la CNMC”, ha destacado Jonar Benat, vocal de Asotem.

Por otro lado, Asotem defiende que, con el fin de realizar un uso más eficiente y sostenible de las infraestructuras de MARCO (Servicio Mayorista de Acceso a Registros y Conductos), Telefónica debe estar obligada a no discriminar o limitar el suministro del acceso por razones tecnológicas, de arquitectura de red o de funcionalidad de la misma, por la actividad del operador, por la naturaleza residencial o empresarial del usuario, ni por el servicio concreto que se preste al cliente.

La semana pasada Asotem se reunió con los consejeros y directivos de la CNMC para presentarles sus propuestas, un encuentro del que Castellano ha admitido que no salieron muy contentos y en el que solo vieron cierta receptividad en cuanto a la propuesta de MARCO, ya que la Comisión ya ha mediado en disputas anteriores entre Telefónica y los miembros de Asotem.

Esta agrupación confía en las reglas del juego que establezca el marco regulatorio nacional para garantizar una amplia oferta de servicios profesionales en torno a las telecomunicaciones. Por ello solicita a la CNMC un cambio de enfoque en su propuesta que promueva la competitividad efectiva, que no limite la innovación y la adaptación de los servicios a las necesidades de las compañías y que evite los consiguientes efectos perjudiciales que frenen el desarrollo de la transformación digital del tejido empresarial.