Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Las nuevas redes satelitales proporcionarán una conectividad IoT constante para 2024

En el año 2024 habrá 24 millones de conexiones de IoT hechas por satélite. Los segmentos con más futuro son la agricultura, el seguimiento de activos, el marítimo y el de la aviación.

En el año 2024 habrá 24 millones de conexiones de IoT hechas por satélite, según ABI Research. El informe revela una gran oportunidad de negocio a largo plazo dentro del espacio satelital para el crecimiento de implementaciones de IoT, en particular en aplicaciones verticales, como la agricultura y el seguimiento de activos, condenadas, hoy por hoy, a la falta de fiabilidad de las infraestructuras terrestres.

Los segmentos de aplicaciones que se espera que experimenten un crecimiento significativo incluyen también al seguimiento marítimo y de la aviación. El rastreo marítimo y aeronáutico se configuran así como dos mercados importantes para el espacio satelital debido a la falta de infraestructuras terrestres. Esta tecnología es, pues, un game-changer en la industria y una oportunidad de negocio IoT, pues, si bien el proceso no se considera aún rentable, se espera que lo sea con la próxima tecnología de radio definida por software. 
 
Los proveedores de satélites más grandes y tradicionales, como Inmarsat y GlobalStar, se enfrentan así a una nueva competencia liderada por empresas como Amazon y SpaceX, capaces de lanzar satélites de órbita baja (LEO). Estos LEO son aún muy costosos a la hora de configurar constelaciones, ya que se requieren muchos satélites para brindar la cobertura necesaria. Sin embargo, a largo plazo, serán más rentables que los satélites tradicionales, por lo que los proveedores de estos últimos no sólo tendrán que considerar bajar sus precios para ser más competitivos que los recién llegados, sino también asegurarse de que sigan siendo relevantes dentro del mercado.