Escogen el proyecto de blockchain DALION para el sandbox financiero español

  • Blockchain

Blockchain para el sector asegurador

El Ministerio de Asuntos Económicos de España acaba de seleccionar el proyecto DALION, desarrollado por varias grandes empresas del país, para su sandbox financiero. Esto dará más fuerza a una iniciativa colaborativa que tiene como objetivo impulsar el uso de la identidad digital autogestionada de las personas basada en blockchain, posicionando a España como uno de los líderes europeos en el uso de esta tecnología.

Recomendados: 

Generando confianza en la cadena agroalimentaria con blockchain: descubre IBM Food Trust Webinar 

Cómo abordar la complejidad de un programa de Gestión de Identidades y Gobernanza Leer 

Gestión de identidades en la Educación Superior Leer 

Se acaba de anunciar que el Ministerio de Asuntos Económicos ha escogido el proyecto DALION para el sandbox financiero, un entorno de prueba para proyectos tecnológicos dentro del ámbito de las finanzas. Esta iniciativa ha sido desarrollada por una agrupación de empresas españolas del sector financiero, principalmente Banca March, Banco Santander, CaixaBank, Generali, Inetum, Liberbank, Línea Directa Aseguradora, MAPFRE y Repsol, junto con ciertas administraciones públicas, y tiene como objetivo fomentar un nuevo modelo de identidad digital seguro y fácil de utilizar por los ciudadanos.

La idea es que las personas puedan valerse de un sistema de identificación autogestionada seguro basado en blockchain para realizar cualquier operación financiera, garantizando la máxima seguridad y confiabilidad del sistema, y a la vez facilitando los trámites al ciudadano. Esta iniciativa situaría a España como uno de los líderes europeos en el uso de blockchain, lo que ha captado la atención de las autoridades, abriéndoles las puertas del entorno de pruebas del sandbox financiero español.

Como explican en su anuncio, el proyecto DALION pretende implementar el modelo Alastria ID para construir un sistema de identidad digital basado en las cadenas de bloques. Y, con la inclusión en el sandbox financiero del Ministerio, sus promotores esperan impulsar su desarrollo y su futura implementación, lo que proporcionará a las personas un mayor control sobre sus datos personales, mejorando a su vez la experiencia de usuario en la realización de sus gestiones diarias.

Concretamente, sus impulsores destacan que permitirá gestionar la presentación de datos a diferentes entidades y organizaciones a través de una simple aplicación móvil, denominada wallet de identidad. Con ella, cada individuo gozará de un control integral de todos sus datos personales en un entorno seguro y confiable. Basándose en el modelo Alastria ID esperan garantizar la integridad y la calidad de los datos, evitando cualquier duplicidad y error. Además, gracias a la tecnología de cadena de bloques, los datos quedan almacenados fuera del dispositivo móvil, pero sujetos a una trazabilidad total que permite identificar cualquier posible intromisión o intento de alteración por parte de terceros.

Gracias a esto, los responsables del proyecto DALION afirman que su propuesta ofrece una mayor calidad del dato, maximizando la veracidad de la información presentada a través de la certificación por entidades que actúan como emisoras. Hasta ahora, los miembros y socios del proyecto DALION ya han identificado varios casos de uso de este modelo de identidad autogestionada, que ofrecen soluciones a problemas actuales a los que se enfrentan tanto las administraciones públicas como las entidades financieras.

A partir de la inclusión de este proyecto en el sandbox financiero del Ministerio, durante los próximos tres meses se trabajará en suscribir el protocolo con los supervisores correspondientes para poner en funcionamiento una serie de proyectos piloto. Y ya se ha confirmado que en las pruebas que se realizarán participarán, entre otros, la Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) y del Servicio Ejecutivo de la Comisión de Prevención de Blanqueo de Capitales e Infracciones Monetarias (SEPBLAC).