Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Los CIO deben prepararse para el impacto de la pandemia

  • Puesto de trabajo

Investigación

El coronavirus sigue propagándose y, finalmente, los gobiernos de países como Estados Unidos, Italia o España han decretado medidas restrictivas para mejorar la contención. Esto va a tener un impacto considerable en ciertos sectores económicos, y en el puesto de trabajo, por lo que los expertos de Gartner recomiendan a los CIOs que se enfoquen en tres acciones a corto plazo para garantizar la continuidad de las operaciones y apoyar a clientes, socios y trabajadores.

La progresión del COVID-19 en China y el gran impacto que ha tenido en la economía del país es un ejemplo de lo que podrían enfrentar los países más afectados de otras regiones, donde hay una alta tasa de propagación. Un ejemplo es Italia, donde se ha paralizado la mayor parte de las actividades del país, y solo abren comercios y farmacias. Por su parte, Estados Unidos acaba de bloquear la llegada de personas desde Europa y en España las autoridades prevén que se incrementarán los contagios a corto plazo, con consecuencias todavía imprevistas.

Estas situaciones se reproducen en gran parte del mundo y se está generando un clima de histeria que afecta a las personas y se refleja en la forma de actuar de las organizaciones. Como consecuencia, se están cancelando eventos en todo el mundo y las empresas están comenzando a sufrir consecuencias en sus operaciones, a la vez que se plantean posibles estrategias de trabajo a distancia para seguir funcionando, aunque sus empleados no puedan acudir a trabajar.

Recomendados: 

Informe IT Trends: 2020, el año de la consolidación digital Leer

Ciberseguridad en 2020, ¿qué podemos esperar? Registro

Tendencias TI 2020, visionando el futuro. Webinar ondemand.

Viendo cómo se están desarrollando los acontecimientos en los países más afectado por la pandemia, los expertos de la consultora Gartner han emitido un informe de recomendaciones para los CIOs, con el que pretenden ofrecer consejos que permitan a las organizaciones prepararse ante un escenario más restrictivo, y que puedan mantener sus operaciones en funcionamiento. En opinión de Sandy Shen, directora senior de investigación de Gartner, el COVID-19 “tiene el potencial de ser tan perjudicial, o más, para la continuidad de las operaciones de una organización como una intrusión cibernética o un desastre natural”

Ante esto, dijo que “cuando el brote afecta los canales y operaciones tradicionales [como está sucediendo actualmente], el valor de los canales, productos y operaciones digitales se vuelve inmediatamente obvio. Esta es una llamada de atención a las organizaciones que se centran en las necesidades operativas diarias a expensas de invertir en negocios digitales y resiliencia a largo plazo”. Por ello, ha emitido tres recomendaciones fundamentales para los CIOs:

Apostar por herramientas de colaboración digital con seguridad y soporte de red

Para mantener las operaciones en un escenario donde los trabajadores podrían verse limitados para acceder al puesto de trabajo es fundamental contar con herramientas de trabajo remoto y colaboración. Y, ante esta situación, los expertos recomiendan que las organizaciones donde no se han habilitado capacidades de trabajo remoto recurran a soluciones provisionales, pero siempre teniendo en cuenta la seguridad. En estos casos es de mucha ayuda la mensajería instantánea, para las comunicaciones generales, o los servicios de almacenamiento cloud, para compartir archivos. Pero también se necesitará recurrir a aplicaciones empresariales como ERP y CRM, eso sí, cuidando al máximo las cuestiones relativas a la seguridad en el acceso a datos y aplicaciones, ya que estas condiciones eventuales atraen a los ciberdelincuentes.

Por otro lado, se recomienda a los CIO que trabajen con los líderes empresariales para planificar los flujos de la fuerza laboral capaz de acudir al puesto de trabajo, evaluando cuidadosamente los riesgos, las brechas laborales más importantes y las condiciones de seguridad en las áreas de servicio de misión crítica. En este sentido, los CIO que hayan implementado sistemas de inteligencia artificial en la organización encontrarán una ayuda indispensable en las capacidades de automatización que proporciona esta tecnología, en cuestiones como la selección de candidatos y el servicio al cliente.

Involucrar a clientes y socios empleando canales digitales

Para mantener las actividades comerciales es vital que los socios y los clientes confíen en las capacidades de la organización, y para lograrlo Gartner recomienda apostar por as plataformas digitales, los sitios y aplicaciones de la marca, los mercados online y las redes sociales. Además, se puede generar confianza en clientes y socios a través de las herramientas de colaboración en el lugar de trabajo, la videoconferencia y las transmisiones en vivo, que también tienen aplicaciones fuera del lugar de trabajo, para contactar con socios y clientes en el exterior.

En palabras deShen, “el valor de los canales digitales se hace evidente a medida que la demanda del mercado se reduce y la gente confía más en las plataformas en línea para los suministros diarios. Las organizaciones pueden aprovechar los canales digitales, como los mercados en línea y las plataformas sociales, para compensar parte de la pérdida de demanda. Pueden configurar páginas / cuentas oficiales e integrar capacidades de comercio para permitir la venta en línea. También deberían adaptar rápidamente los productos para que sean adecuados para la venta a través de canales digitales”.

Establecer una única fuente de datos fiable

Las situaciones de emergencia como la que se está viviendo a raíz de la pandemia generan gran confusión y son el caldo de cultivo perfecto para la desinformación y la transmisión de datos erróneos, lo que en una organización puede perjudicar la toma de decisiones, aumentar la ansiedad de los trabajadores y afectar negativamente a las operaciones de distintas formas. Por eso, es vital que las organizaciones establezcan una única fuente de datos fiable en la que basarse para guiar todas sus acciones, tanto a nivel de negocio como de trabajo.

En su informe, Shen afirma que “las organizaciones pueden ofrecer contenido seleccionado, extraído de fuentes internas y externas, para proporcionar una guía práctica a los empleados. Estas fuentes incluyen gobiernos locales, autoridades sanitarias y organizaciones internacionales, como la Organización Mundial de la Salud (OMS). Los líderes de recursos humanos y comunicaciones corporativas pueden participar para examinar el contenido e interpretar las políticas de la compañía.

Concluyó diciendo que “las organizaciones deben configurar un sitio, una aplicación o una línea directa para compartir esta información de manera regular. Los empleados también pueden usar estas plataformas para notificar a la compañía sobre sus condiciones de salud y buscar apoyo de emergencia y servicios de atención”.