Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Las tiendas automatizadas llegan a España

  • Gestión del dato

retail movilidad tienda

El concepto de automatización está llegando a diferentes sectores, y el comercio minorista también se está apuntando a esta tendencia. Tras la creación de la primera tienda Amazon Go, en Estados Unidos, una empresa española de muebles ha decidido crear su propia versión, abriendo un establecimiento sin dependientes en Madrid, que es pionero en nuestro país.

Comprar sin interactuar con personas es algo totalmente nuevo, pero ciertas empresas están empezando a interesarse por esta nueva forma de hacer negocios “de cara” al público. Amazon lanzó la primera piedra materializando su concepto Amazon Go con la apertura de una tienda en Seattle, en la que los clientes pueden realizar sus compras sin la presencia de dependientes. Basta con llegar, ver el producto y llevárselo sin necesidad de pasar por caja. Esta idea supone llevar la automatización de las compras a sus últimas consecuencias, y parece que el concepto está interesando a otras empresas más allá de sus fronteras.

Concretamente, la empresa Tudecora.com ha decidido emular el ejemplo de Amazon, abriendo una tienda en Madrid que no tiene dependientes, donde los clientes pueden entrar, ver los artículos en exposición y encargarlos directamente, sin necesidad de interactuar con personas. Basta con acceder a la tienda empleando el teléfono móvil, en un horario que va desde las 10 de la mañana a las 10 de la noche, los 365 días del año. El cliente tiene una hora para ver los artículos expuestos y realizar su pedido, si así lo desea, a través de una pantalla táctil o con su terminal móvil.

Según comentó Miguel Ángel López, fundador y consejero delegado de la empresa, “De esta forma, el cliente toma el control total de la tienda de forma gratuita y no hay un dependiente que le pueda estar agobiando”. Considera que esta es una evolución necesaria del negocio, que debe cambiar para responder a las nuevas tendencias del mercado. Para dar vida a este concepto, la empresa abrió inicialmente una instalación en Guadalajara para afinar el sistema y, posteriormente, decidió abrir el establecimiento final em Madrid, que lleva operando desde noviembre. Sus planes son expandirse a otros territorios dentro de España, pero esto dependerá, obviamente, de que tenga el éxito esperado entre los clientes.

Se trata de un concepto de compra revolucionario y no está claro que sea capaz de atraer a los clientes acostumbrados a tratar con dependientes especializados. Por ello, los representantes de la empresa dicen que su tienda no solo recurre a la automatización, sino que los clientes que lo deseen pueden solicitar “asesoramiento presencial” y también una atención por personas a través de videollamada.

Este concepto, más allá de si es mejor o peor para los clientes, suscita inquietud en lo que se refiere al mercado laboral, ya que supone prescindir de trabajadores en las tiendas. Pero López afirma que este modelo de negocio le ayuda con la conciliación familiar, ya que le permite gestionar su tienda desde casa, pudiendo atender a sus hijos, y que es inevitable que el empleo se transforme con la llegada de las nuevas tecnologías, lo que conlleva la destrucción de determinados puestos de trabajo tradicionales. Por ahora es pronto para saber si su modelo de negocio tendrá éxito, o si es demasiado pronto como para que las personas apoyen un modelo que elimina la figura del personal humano que desde siempre se ha encargado de la atención personal cara a cara.