Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La IA está transformando los recursos humanos

  • Inteligencia Artificial

GMV Inteligencia Artificial

El sector de los recursos humanos es uno de los que más se está transformando a través de la introducción de la inteligencia artificial, donde está aportando una importante mejora de eficiencia. Además, está ayudando a mejorar la planificación de recursos en las organizaciones y a desarrollar mejores estrategias en torno a la gestión del talento interno y externo.

Las empresas, especialmente las grandes corporaciones, están apostando cada vez más por la inteligencia artificial en el área de los recursos humanos, lo que les está permitiendo lograr importantes ventajas a nivel interno. Mientras que la IA se emplea para obtener beneficios económicos en áreas como la comercial, en el ámbito de los recursos humanos lo que se consigue es una mejor administración de los recursos y una gestión avanzada del talento, que afecta directamente a la eficiencia y a la competitividad de la empresa.

Por ejemplo, una IA enfocada al campo de los recursos humanos permite realizar gestiones relacionadas con la selección del personal de forma automática, acelerando los procesos de contratación. Esto afecta a la eficiencia y a la agilidad a la hora de acometer proyectos que requieran nuevo personal, y también ayuda a que la movilidad laboral dentro de la empresa se pueda realizar con rapidez, evitando que queden huecos pendientes de cubrir durante demasiado tiempo, o que se retrasen estos procesos.

Pero, por otro lado, la gestión avanzada del talento mediante la IA ayuda mucho a localizar el verdadero talento encerrado dentro de la organización, conociendo mejor las fortalezas de los trabajadores, tanto en su puesto actual de trabajo como en otras áreas. Y a identificar las necesidades de talento para anticiparse a posibles problemas de cara al futuro. Además, esta tecnología permite elaborar planes de formación mejor enfocados para seguir reforzando el talento interno de la mejor forma posible, logrando mejorar tanto la capacitación del personal como los resultados comerciales que se derivan de ella.

Todo esto no solo aporta beneficios en materia de agilidad, eficiencia, talento y ahorro de costes, sino que los expertos señalan que acabará impulsando un cambio en la cultura empresarial, reforzando la idea de que las empresas deben ser flexibles y adaptables, ya que las estrategias empresariales rígidas llevan al estancamiento y a la pérdida de competitividad.

Aunque la introducción de la IA en el área de los recursos humanos también se enfrenta a una serie de desafíos, como es el coste de la tecnología, el tiempo de planificación, pruebas e implementación y la resistencia al cambio. Por ello, los CTO y los CIO deben comprender bien el desafío y trabajar juntos para que esta tecnología se pueda implementar con éxito en la organización. Porque una adecuada gestión de recursos humanos, y más si está potenciada por la inteligencia artificial, abarca numerosos ámbitos dentro de la organización, y debe trabajar en sintonía con otros departamentos.

Y también implica una serie de desafíos en materia de privacidad y protección de datos, que deben abordarse con cuidado para no incurrir en problemas de tipo legal o ético. Esto es especialmente importante en la captación de nuevo talento y en la gestión de los recursos de personal preexistente. Por ello, los expertos recomiendan adoptar un enfoque similar al que se aplica en la mejora de la experiencia del cliente, donde estas cuestiones también tienen mucho peso.