Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La competencia entre los principales proveedores de la nube se recrudece

  • Negocios

cloud

Como muestran los últimos movimientos observados por los expertos del sector, los gigantes de la nube están adoptando estrategias cada vez más agresivas que están incrementando la competencia. AWS mantiene su supremacía, pero sus principales competidores están mejorando su arsenal para tratar de quitarle cuota de mercado, lo que generará una guerra por los servicios en la nube pública que marcará el sector durante este año.

Las empresas están apoyando sus estrategias de transformación digital en la nube y en los entornos TI híbridos, y los proveedores cloud están viendo cómo aumenta constantemente su volumen de clientes en los últimos tiempos. Por ahora, Amazon Web Services mantiene el liderato indiscutible en este mercado, peros sus principales competidores están afilando sus armas para incrementar su participación. Un ejemplo de ello se vio en la última Conferencia de Tecnología e Internet de Goldman Sachs, celebrada en San Francisco, donde el CEO de Google Cloud Platform, Thomas Kurian, anunció que adoptaría una estrategia comercial más agresiva para competir con más fuerza con sus competidores directos, es decir, Microsoft Azure y AWS.

Para ello tiene pensado contratar más personal de ventas, aumentar los ingresos provenientes de los clientes empresariales, centrándose más en segmentos concretos de la industria, y ampliar su alcance a los socios del canal. Esto supone un cambio de dirección frente a su anterior política ya que, a pesar de ser uno de los líderes tecnológicos mundiales, en los últimos tiempos ha descuidado la prestación de servicios de computación en la nube para las empresas, por lo que sus ingresos en este segmento han sido considerablemente menores a los de AWS o Azure.

Por su parte, a finales de 2018 AWS inició una campaña para quitar cuota de mercado a Microsoft, mediante planes de migración de Azure a AWS, incentivos en los precios y otros programas. Además, agregó compatibilidad con SQL Server y .NET a su servicio CloudWatch Application Insights y también anunció que VMware para AWS admitirá la migración y las arquitecturas híbridas para cargas de trabajo de servidores SQL desde las instalaciones locales de AWS. Y como elemento más destacado, introdujo una herramienta de migración de Azure a AWS que permite automatizar la exportación de máquinas virtuales a su plataforma, usando VM Import / Export.

Por otro lado, los tres gigantes de a nube están invirtiendo mucho en ampliar su cartera de servicios con nuevas funciones y herramientas que difícilmente podrían ejecutarse en las instalaciones locales de sus clientes. Con ello quieren ofrecer un porfolio de servicios cada vez mayor y más atractivo para las empresas, incrementando el valor del mercado de servicios en la nube.

La competencia entre los gigantes de la nube, estos tres y algunos más, está aumentando con rapidez, y los expertos ven en estos movimientos una tendencia favorable para las empresas, que irá más allá del precio de los servicios. Mientras tanto, con la proliferación de las infraestructuras de nube híbrida, los operadores están entrando en el mercado de la TI local, ofreciendo soluciones que permiten una administración unificada de todos los recursos, tanto locales como en la nube y en la periferia. Con esto, los grandes proveedores cloud quieren abarcar más campos dentro de la TI empresarial, y siguiendo este camino probablemente logren captar clientes que acaben dejando en sus manos la mayor parte de la infraestructura de su organización.