Aumenta el uso de la biometría en la asistencia sanitaria

  • Negocios

Salud economica

En los próximos cinco años, los ingresos del mercado de tecnologías de biometría para la asistencia sanitaria crecerán a un ritmo exponencial, llegando a unos 2.720 millones de dólares para 2024. Esto se debe a la expansión de sistemas de reconocimiento biométrico y wearables de uso sanitario, que se beneficiarán de la digitalización acelerada por la pandemia.

Los sistemas de reconocimiento y monitorización biométrica tienen múltiples usos en el campo de la atención sanitaria, desde la monitorización de las constantes vitales de los pacientes a la identificación de quienes acceden a los servicios de salud. La llegada de la pandemia está llevando a nuevas prácticas en el sector, que limitan al máximo el contacto entre las personas y el personal sanitario para reducir los riesgos de contagio.

Recomendados: 

WEBINAR >> Vídeo colaboración y reuniones virtuales para una comunicación efectiva Registro 

WEBINAR >> Automatización Inteligente de Procesos para asegurar la continuidad del negocio Registro

Así, está aumentando rápidamente el uso de tecnologías de biometría en el ámbito sanitario, y se espera que en los próximos cinco años los ingresos del mercado de biometría para la salud llegarán a unos 2.720 millones de dólares para el año 2024. Esto supone una tasa de crecimiento interanual compuesta del 32,3%, que impulsará el valor del mercado desde los 670 millones de dólares previstos para 2020. Estas cifras provienen del informe Global Biometrics in Healthcare Market, Forecast to 2024, publicado recientemente por Frost & Sullivan.

Según comenta Rajalingam Arikaarampalayam Chinnasamy, gerente de proyectos Industriales en Frost & Sullivan, “el aumento en la adopción de registros de salud electrónicos en todo el mundo es el motor clave del mercado para la biometría en la atención médica. Además, con la crisis actual de COVID-19, la adopción de soluciones biométricas no intrusivas y wearables en la industria de la salud será más pronunciada”.

En su opinión, “la transición a modelos de atención médica como servicio será el área clave de crecimiento, ya que estará fuertemente respaldada por capacidades tecnológicas que mejoran la eficiencia y los servicios de atención de valor añadido. Además, la integración de tecnologías avanzadas como inteligencia artificial, blockchain y aprendizaje automático dará un nuevo impulso a las soluciones biométricas de próxima generación, porque permiten y garantizan una seguridad robusta y multicapa para datos críticos de atención médica”.

Por otro lado, los analistas perciben una serie de complicaciones para el avance del mercado, especialmente el elevado coste del despliegue de tecnologías biométricas, que frena las inversiones. Aunque también creen que las regulaciones gubernamentales que se están desarrollando para minimizar los riesgos en caso de que surjan otras epidemias ayudarán a impulsar el mercado. Y prevén un crecimiento especialmente en ciertas áreas destacadas, impulsadas por los nuevos modelos de atención biométrica como servicio.

Estas soluciones impulsarán la asociación de la industria de atención sanitaria con proveedores de tecnología y servicios digitales, que verán un éxito creciente en la implementación de sistemas centrados en software. Otro es el campo de la biometría conductual, que permite un mayor nivel de personalización, seguridad y precisión, y también el aprendizaje automático aplicado a los datos biométricos de los pacientes, que proporcionan nuevos niveles de conocimiento, lo que atraerá a más inversores privados y gubernamentales hacia el mercado de biometría como servicio.