El reconocimiento biométrico revolucionará los sistemas de pago remoto

  • Negocios

pago reconocimiento facial

En los próximos años el uso de sistemas de autentificación biométrica va a aumentar, sobre todo asociado a los smartphones, que incluirán tanto hardware como software de reconocimiento facial o de huellas digitales. Uno de los motivos es que estas tecnologías se usarán cada vez más para cosas como los pagos digitales remotos, tanto en establecimientos como a través de plataformas de comercio electrónico.

Un reciente estudio de la firma Juniper Research muestra que los fabricantes de smartphones están apostando cada vez más por la integración de sistemas de identificación biométrica como el reconocimiento facial o los lectores de huellas dactilares. Esto se debe a que prevén que estas tecnologías comenzarán a usarse cada vez más en numerosos ámbitos digitales, y muy especialmente para los nuevos sistemas de pago digital. Según sus estimaciones, en términos generales, entre 2019 y 2024 el hardware de reconocimiento facial aumentará en torno a un 50% anual, estando presente en más de 800 millones de dispositivos para final de este período.

Recomendados: 

Informe IT Trends: 2020, el año de la consolidación digital Leer

Ciberseguridad en 2020, ¿qué podemos esperar? Registro

Tendencias TI 2020, visionando el futuro. Webinar ondemand.

Esto es un gran aumento desde los 96 millones estimados para 2019, pero lo que al parecer crecerá más es el uso de software de reconocimiento facial, que crecerá hasta encontrarse en más de 1.300 millones de dispositivos para el año 2024. Esto se debe a que la mayoría de fabricantes empleará el hardware básico del dispositivo, como la cámara de fotos, junto con un software específico, para poder implementar el reconocimiento facial sin incrementar demasiado el precio final.

Según los expertos de Juniper Research esto se logrará gracias al avance de la inteligencia artificial, que está permitiendo diseñar sistemas de reconocimiento de rostros de alta fiabilidad, que se podrán usar para la autentificación en cosas como los pagos digitales. Por ello, los expertos recomiendan a los proveedores de dispositivos que adopten la IA lo antes posible, tanto en los dispositivos con hardware convencional como para reforzar la seguridad en aquellos que cuentan con hardware específico.

Mientras tanto, los analistas también esperan que se incremente el uso de otras tecnologías de identificación biométrica más básicas, como los lectores de huellas digitales, que en los próximos cinco años estarán cada vez más presentes en los smartphones. De hecho, opinan que esta tecnología será la que dominará en los sistemas de pago digital en este período, y estará presente en más de 4.600 millones de teléfonos inteligentes para 2024.

Todo esto impulsará una serie de cambios importantes en las plataformas digitales dedicadas al comercio electrónico, que deberán implementar sistemas de identificación seguros que contemplen el uso de la biometría. Porque, según las estimaciones de los responsables de este estudio, para 2024 se espera que más del 60% de los pagos autentificados mediante identificación biométrica serán pagos remotos, realizados desde smartphones. Como dijo James Moar, autor de esta investigación, “muchos consumidores ahora están acostumbrados a hacer pagos biométricos basados en huellas digitales, tanto para pagos sin contacto como remotos. Esa familiaridad e inclusión continua en los teléfonos inteligentes dificultará el desplazamiento en muchos mercados”.