Nuevas adquisiciones alteran el equilibrio en la industria de circuitos integrados

  • Negocios

Semiconductor_Intel_Chip_CPU

En los últimos meses la industria de semiconductores ha asistido a varias adquisiciones de gran importancia, y ahora se está planteando una nueva operación que podría reconfigurar el sector. Se trata de la posible compra de la empresa Xilinx por parte del fabricante de procesadores AMD, lo que le permitiría adentrarse en el prometedor mercado de chips FPGA, que se están usando cada vez más en aplicaciones de nueva generación como la IA.

Recomendados: 

Inteligencia Artificial, ¿cómo lo aplico en mi empresa? Webinar

La persistencia del ransomware Webinar 

Después de la compra de ARM por parte de Nvidia, que generó una oleada de reacciones en todo el sector, la empresa coreana SK Hynix anunció que compraría la división de memoria NAND Flash de Intel, un movimiento audaz que provocará importantes cambios en el ranking del sector. Y, ahora, el fabricante de procesadores AMD ha anunciado la compra de la empresa Xilinx, dedicada a la fabricación de chips programables FPGA, una adquisición valorada en unos 35.000 millones de dólares.

Como explican los expertos, de materializarse esta operación, AMD aumentaría mucho su influencia en la industria de semiconductores, ya que los chips programables FPGA están expandiéndose a nuevos segmentos de infraestructura, encontrando utilidad en plataformas diseñadas para ciertas aplicaciones de nueva generación, como las de inteligencia artificial, automatización industrial, comunicaciones 5G o sistemas de asistencia al conductor (ADAs).

Como explican los expertos de TrendForce, esta adquisición reforzará la estrategia de la compañía, con la que quiere mejora su posición en estos y otros mercados emergentes, lo que le permitirá competir mejor con sus rivales más próximos. Además, los expertos destacan que tanto AMD como Xilinx son importantes clientes para la fundición taiwanesa TSMC, por lo que podrán ejercer su influencia ara mejorara las condiciones de sus acuerdos con esta importante firma.

De formalizarse este acuerdo, el proceso de adquisición se completaría en los próximos 18 meses, aunque los expertos recomiendan a ambas compañías que mejoren su comunicación, integrando y optimizando sus estrategias de posicionamiento de productos, recursos de I+D, herramientas y bibliotecas de desarrollo, una vez que la adquisición se haya completado.