Las organizaciones no logran aprovechar los datos provenientes de la nube

  • Cloud

Analitica_analisis_datos_2

Muchas organizaciones basan su transformación digital en las arquitecturas nativas de la nube, pero estos entornos cambian muy rápido y no son capaces de almacenar y administrar la gran cantidad de datos que generan. El resultado es que no logran mantener los niveles de observabilidad y seguridad necesarios, ni realizar análisis de datos fiables que aporten valor al negocio.

Recomendados: 

Innovación tecnológica.
II
 Foro IT User,
28 septiembre Regístrate

¿Cómo optimizar
los costes IT? Informe

El "Headless" CMS en la empresa Leer

Las organizaciones de muchos sectores están acelerando la migración hacia arquitecturas nativas de la nube para impulsar la transformación digital, pero en este camino están viéndose superadas por el gran volumen de información que se genera en estos entornos. Según una encuesta realizada por Dynatrace a 1.300 CIO y directores senior de operaciones de TI, el 77% afirma que sus entornos de TI cambian, al menos, una vez por minuto. Y más del 70% reconoce que el volumen de información proveniente de la tecnología nativa de la nube supera la capacidad de sus equipos para administrar los datos y realizar análisis fiables.

Con el propósito de mantener la observabilidad y la seguridad los profesionales de TI se apoyan en múltiples soluciones de análisis de datos y monitorización, pero esto no permite obtener respuestas a la velocidad necesaria. Para un 45% de los CIO encuestados es demasiado costoso administrar el gran volumen de datos de seguridad y observabilidad empleando las soluciones de análisis actuales. Esto los lleva a eliminar gran cantidad de estos datos, y solo se aprovecha el 10% de la información de observabilidad para las consultas y el análisis.

Al mismo tiempo, el 63% de los encuestados reconoce que los costes y retrasos que genera la reindexación y la rehidratación de la información no permite obtener valor de la ingente cantidad de datos que proviene de los entornos nativos de la nube. Y un 43% dice que los enfoques actuales de análisis y almacenamiento de datos de observabilidad no servirán para satisfacer sus futuras necesidades.

Uno de los grandes problemas es que los equipos técnicos responsables de trabajar en este campo se están viendo superados por la explosión de datos producidos por los stacks tecnológicos nativos de la nube. Para mejorar sus capacidades emplean una media de 10 herramientas de monitorización, pero solo logran una observabilidad promedio del 9%.

El 59% de los encuestados confirma que necesita adoptar un enfoque más automatizado de las operaciones de TI, ya que en caso contrario sus equipos podrían verse superados ampliamente por la complejidad de su stack tecnológico. Y un 64% está teniendo grandes dificultades para atraer y retener profesionales de operaciones y DevOps con los conocimientos necesarios para administrar y mantener su stack nativo de la nube.

En este sentido, el 93% de los encuestados considera que AIOps y la automatización se están convirtiendo en fundamentales para mitigar la escasez de profesionales cualificados en TI, desarrollo y seguridad. También para reducir el riesgo de que sus trabajadores se agoten por la complejidad de los nuevos entornos de desarrollo y de la nube.

En su informe, Bernd Greifeneder, fundador y director de tecnología de Dynatrace, explica que las arquitecturas multinube y nativas de la nube son clave para impulsar la transformación digital. Pone en valor los beneficios que se pueden extraer de la flexibilidad y escala que proporcionan estas tecnologías, pero cree que “la explosión de datos de observabilidad y seguridad que generan es cada vez más difícil de administrar y analizar”.

En este sentido, muchas de las herramientas que existen actualmente tienen el problema de que mantienen los datos en silos, complicando y encareciendo la obtención de conocimientos cuando se necesitan. Todo ello está generando muchos problemas y dificultades para mantener los estándares de seguridad y rendimiento en los servicios digitales.