Contención en el mercado de equipos de impresión industrial

  • Infraestructura

impresion digital

En los primeros meses de 2022 se ha visto una ligera reducción de envíos en el mercado de impresoras industriales, ocasionado por problemas en el suministro de equipos y componentes. Aunque los expertos afirman que hay signos claros de que la demanda está aumentando, la falta de disponibilidad seguirá complicando el correcto desarrollo del mercado en lo que resta de año.

Tras launa larga etapa de contracción causada por la pandemia, el mercado de impresión industrial había comenzado a recuperarse, pero en el primer trimestre de 2022 se ha registrado una reducción del 1,6% interanual en los envíos. Así lo muestra el último informe publicado por la consultora IDC, en el que los analistas destacan que los envíos se están viendo obstaculizados por interrupciones en la cadena de suministro y otros problemas globales que han surgido desde comienzos de año.

En opinión de Tim Greene, director de investigación de Hardcopy Solutions en IDC, “si bien estamos viendo algunos desarrollos realmente sólidos que indican fortaleza en el lado de la demanda, la disponibilidad de productos en general aún es cuestionable, y ese es un factor para el mercado de impresoras industriales en 2022”. Su informe incluye cifras del segundo trimestre, entre las que destacan que los envíos de impresoras digitales de gran formato han descendido casi un 2,5% con respecto al primer trimestre.

Por otra parte, los de impresoras directas a prenda (DTG) han aumentado un 22% gracias a los mayores envíos de equipos de gama alta, y los envíos de impresoras directa a forma han crecido un 5,2% con respecto a los primeros meses del año. También han aumentado los de impresoras digitales industriales de etiquetas y packaging (10,6%), pero los de impresoras textiles industriales han caído un 28% trimestral.

Greene asegura que los cambios en el comportamiento de los distintos mercados regionales han sido responsables de la caída general de envíos en la primera mitad del año. Destaca especialmente la fuerte caída del mercado de Europa Central y del Este (-45%) con respecto al primer trimestre, como consecuencia del conflicto en Ucrania, y también los descensos registrados en China (17%) y Japón (13%). Mientras tanto, el mercado norteamericano, que tiene un gran peso en la industria, ha logrado un crecimiento del 12%.

También se ha registrado un crecimiento moderado en Europa Occidental, Latinoamérica y Medio Oriente y África, que han ayudado a compensar las fuertes caídas de otros mercados regionales. En IDC opinan que estas fluctuaciones del mercado seguirán viéndose a lo largo de este año, ya que los problemas de suministro persistirán, impidiendo a los proveedores sacar partido del crecimiento de la demanda en mercados importantes.