Graves problemas de suministro en la industria europea de impresión

  • Negocios

Impresoras venta

Durante el tercer trimestre de 2021 han salido a la luz los graves problemas que enfrenta la cadena de suministro de sistemas de impresión en Europa, y las ventas han caído de forma drástica. Esto ha afectado a las principales categorías de productos de inyección de tinta y láser, aunque algunas marcas lograron capear el temporal gracias a tener suficiente stock.

Recomendados: 

Tendencias tecnológicas de alto impacto para tu negocio Leer

CUSTOMER EXPERIENCE: Territorio digital Leer 

En la primera mitad de 2021 las ventas de dispositivos de impresión en el mercado europeo siguieron creciendo de forma saludable, pero los expertos ya detectaron entonces ciertos problemas en la cadena de suministro, que ahora se han agravado. En el último informe trimestral de IDC se refleja una caída interanual del 21,5% en los envíos, que pasaron de los 5,19 millones de unidades del tercer trimestre del año pasado a 4,07 millones en el tercer cuarto de 2021. Como consecuencia, los ingresos han descendido un 16,1% hasta quedar en 1.530 millones de euros. Según los analistas esto se debió a la falta de inventario de la mayoría de marcas y a los problemas en la cadena de suministro, lo que les ha impedido cumplir con los pedidos de sus clientes.

Esta importante caída de ventas ha afectado a los principales segmentos de inyección de tinta y láser, que tras un primer semestre de grandes ventas no han podido seguir el ritmo del mercado. En estos meses la mayoría de proveedores de equipos no han sido capaces de suministrar el hardware y los suministros solicitados por sus clientes, aunque algunas marcas sí han podido superar este bache, gracias a tener un inventario mejor surtido.

Las cifras de IDC revelan que el segmento de inyección de tinta redujo sus ventas en un 19,5%. Las impresoras de tinta de consumo vieron un descenso del 19,9% y las de corte profesional bajaron un 16,1%. Por su parte, el segmento de equipos láser sufrió una caída del 27,1%, con descensos de dos dígitos en todas las categorías A4 y A3, tanto monocromo como color, y abarcando equipos de impresión y multifunción. Para los expertos de IDC, este fuerte descenso de ventas ha hecho que la mayoría de proveedores pierda todo el terreno ganado durante los primeros seis meses del año.

En opinión de Phil Sargeant, director de programas del grupo de Soluciones de Documentos, Dispositivos de Hardware e Imágenes de Europa Occidental, en IDC, “el aumento de la demanda de dispositivos de impresión para el trabajo en el hogar y la educación debido a la pandemia ahora ha llegado a un final esperado, ya que los problemas de la cadena de suministro han provocado que muchos pedidos no se cumplan, y es probable que esto continúe durante el resto de 2021 y para algunos continuará en 2022. La mayoría de las marcas están sufriendo problemas de inventario y esto finalmente afecta los ingresos y las ganancias, y algunas sienten los efectos más que otras”.

A nivel regional se produjo un descenso en los principales mercados europeos, y en España se produjo un descenso muy pronunciado de envíos, con una caída del 27,9% hasta 306.000 unidades. Los envíos de equipos de inyección de tinta bajaron un 27,2%, y la única categoría que vio un aumento fue la de impresoras monocromo, que solo son un pequeño nicho. El segmento láser ha visto una caída general de casi un tercio, pero se ha producido un incremento del 16,3% en los envíos de equipos multifunción A3 color y del 48,2% en los equipos A3 monocromo.