Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Aumenta el uso de modalidades de pago como servicio

  • Negocios

pago movil

El mercado global de soluciones de pago como servicio está creciendo con fuerza, con previsiones de que para 2024 podría alcanzar un valor superior a 14.000 millones de dólares. Esto es indicativo de cómo la tecnología está impulsando nuevas formas de pagar a través de medios digitales, un éxito que se puede atribuir a las plataformas de eCommerce o las Fintech, que han sabido entender las nuevas formas de consumo.

Los datos de un informe reciente publicado por Market Research Future indican que en 2018 el mercado de “pago como servicio” alcanzó un valor de 4.270 millones de dólares, y sus analistas esperan que continúe creciendo a una tasa interanual compuesta (CAGR) del 23,20 hasta 2024, cuando llegaría a 14.370 millones de dólares. Esto es un reflejo de la rapidez con que está creciendo la adopción de transacciones sin efectivo en todo el mundo, especialmente en los países en desarrollo donde los gobiernos están respaldando estas iniciativas, y también por el desarrollo de productos inteligentes y el uso cada vez mayor de los smartphones para realizar compras y envíos de dinero.

Aunque los expertos señalan que este crecimiento podría verse limitado por la falta de unas pautas de pago estandarizadas en todo el mundo, complicando las transacciones internacionales. Por otro lado, gran parte de este impulso se podría atribuir a la proliferación de nuevas tecnologías digitales, comunicaciones de nueva generación y nuevas plataformas de pago digital en países de Asia Pacífico, como Malasia, Tailandia, Indonesia, Filipinas, Taiwán, Pakistán, Sri Lanka y Bangladesh. Esto generará nuevas oportunidades para los actores de la industria de pagos digitales.

Market Research Future ha incluido a la gran mayoría de países de todo el mundo en su estudio, y señala que, en general, América del Norte continuará siendo la región más importante, debido a la concentración que presenta de proveedores de servicios de pago, especialmente en Estados Unidos. Y también a que cuenta con una infraestructura bien establecida y desarrollada que habilita el pago móvil como una de las formas más usadas en el país.

Pero las previsiones indican que Europa, seguida de Asia Pacífico, serán los mercados donde más rápido crecerá la adopción de sistemas de pago como servicio. Y en esto tendrá mucha influencia la inversión gubernamental para el desarrollo de servicios de pago avanzados de tipo electrónico y digital, y al aumento de su uso por parte de los consumidores. Además, se espera que Oriente Medio y África experimente un crecimiento destacado en estos años, debido al progreso de la transformación digital en la región, que irá acompañado por un aumento del uso de plataformas de pago como servicio.