Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El mercado de PC para empresas podría fluctuar de forma impredecible este año

  • Negocios

Tienda PC compradora

El primer trimestre del año comenzó con crecimiento en el mercado de ordenadores y equipos informáticos destinados a los proveedores de la nube, pero en el segundo trimestre las ventas han bajado mucho. Esto solo es una muestra de lo cambiante que está el mercado, y los principales proveedores creen que la segunda mitad de año podría traer cambios impredecibles.

La industria de PC empresarial y computación para centros de datos está pasando por un mal momento a raíz del coronavirus, ya que el impulso con que comenzó el año ha dado paso a una importante caída en el segundo cuarto de 2020. Así lo están reconociendo los principales proveedores de componentes para sistemas informáticos, como es el caso de Intel, cuyos representantes reconocen que las perspectivas para la segunda mitad del año son, como poco, difíciles de calcular.

Recomendados: 

WEBINAR >> Teletrabajo: productividad, flexibilidad y seguridad a pleno rendimiento Registro 

WEBINAR >> Autenticación y gestión de identidades, el nuevo perímetro de seguridad Registro

Por un lado, está el crecimiento del uso de la nube y el impulso de ventas de equipos portátiles para teletrabajo y de ciertas categorías de TI para la nube y para centros de datos empresariales. Por otro, el bloqueo de la cadena de suministro y la creciente debilidad de otros segmentos del mercado, como el de PCs de consumo y otras categorías de servidores, almacenamiento y equipos de red.

El crecimiento de la demanda de servicios en la nube, como el streaming de vídeo o los servicios de comunicaciones unificadas y colaboración empresariales está aportando puntos positivos al mercado durante lo peor de esta crisis. Pero, por otra parte, muchos otros segmentos del mercado de equipos informáticos de clase empresarial podrían verse afectados muy seriamente en lo que queda de año, y todavía es muy difícil prever cómo se desarrollarán los acontecimientos en lo que resta de 2020.

Y, para añadir más incertidumbre a la situación, ya se comienza a hablar de lo que supondría una segunda oleada de coronavirus, que podría producirse a partir de otoño. Hasta ahora apenas se habla de esto, pero la realidad es que los mercados occidentales, situados principalmente en el hemisferio norte, se podrían ver afectados por una nueva ola de casos de coronavirus en otoño e invierno.

El temor a que esto pueda suceder está empezando a expandirse, y en los próximos meses se hablará más de ello, y de cómo cualquier curso de acción podría afectar al comercio internacional y al mercado tecnológico en particular. Porque, tanto un segundo brote como una prolongación de las medidas de protección frente al contagio podrían afectar seriamente al flujo de mercancías a lo largo de la cadena de suministro global.