Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La influencia de los desarrolladores en la era de los contenedores y la nube

  • Software y Apps

DevOps

En un reciente informe elaborado por la consultora IDC los expertos analizan el papel que tienen los desarrolladores a la hora de elegir las herramientas y tecnologías que usan para crear nuevas aplicaciones y servicios. Cada vez tienen más libertad en este sentido y más influencia en las decisiones de compra de las empresas, y se han convertido en un grupo clave para el desarrollo de la transformación digital.

El desarrollo de aplicaciones y servicios digitales es una parte fundamental de la transformación digital, sobre todo tras la popularización de determinadas tecnologías como Kubernetes, los contenedores y la nube. Por ello los desarrolladores han ido alcanzando una posición más importante en muchas áreas de negocio, y han obtenido mucha más libertada a la hora de escoger las herramientas y tecnologías que necesitan para llevar a cabo su trabajo. Y, como señala el último informe de IDC sobre desarrollo, DevOps, tomadores de decisiones de TI y ejecutivos de negocios, también han adquirido más influencia sobre la toma de decisiones de compra de tecnologías.

En palabras de Arnal Dayaratna, director de investigación de desarrollo de software en IDC, “La autonomía y la influencia que disfrutan hoy los desarrolladores es ilustrativa del papel cambiante de los desarrolladores en la TI empresarial, en una era de rápida intensificación de la transformación digital. Los desarrolladores se perciben cada vez más como visionarios y arquitectos de la transformación digital, en lugar de como ejecutores de un plan predefinido por los principales líderes de TI”.

Ante el escenario actual en el que los lenguajes y entornos de desarrollo están muy fragmentados, está surgiendo una serie de desafíos para los equipos de desarrolladores, y también están cambiando las implicaciones para el soporte a largo plazo de las aplicaciones que se están desarrollando ahora. Según IDC, los lenguajes que seguirán ganando terreno son aquellos que admiten una mayor variedad de casos de uso y entornos de implementación, como Python y Java. Y también los que tienen especializaciones que los permiten diferenciarse de otros lenguajes, como por ejemplo JavaScript.

Otras conclusiones de este informe son que el 67% de las organizacione san adoptado prácticas de DevOps. Que más del 50% de las aplicaciones de desarrollo y prueba implementadas en la nube pública acaban implementándose también en otros entornos de producción. Mientras tanto, el 20% de los desarrolladores afirma que están “extremadamente familiarizados” con contenedores y microservicios, y el 44% afirma haber utilizado herramientas de desarrollo “low-code” en algún momento.

Como dijo Al Gillen, vicepresidente del grupo de desarrollo de software y código abierto en IDC, “El interés de los desarrolladores en DevOps refleja un interés más amplio en la transparencia y la colaboración, que señala la tendencia en el desarrollo de software para no solo usar tecnologías de código abierto, sino también para integrar las prácticas de código abierto en el desarrollo de software. Los desarrolladores priorizan la colaboración descentralizada y las contribuciones de código, así como la documentación transparente del razonamiento de las decisiones relacionadas con el código”.