La analítica de IoT se expande en la industria de petróleo y gas

  • Software y Apps

petroleo energia

En los próximos años las empresas dedicadas a la extracción, procesamiento y suministro de petróleo y gas van a expandir rápidamente el ecosistema IoT industrial para optimizar las operaciones y mejorar sus servicios. Esto genera nuevos retos en materia de gestión de datos, que conducirán a una adopción masiva de servicios de analítica de IoT, lo que elevará los ingresos de este mercado.

Recomendados: 

Inteligencia Artificial, ¿cómo lo aplico en mi empresa? Webinar

Cómo abordar la complejidad de un programa de Gestión de Identidades y Gobernanza Leer 

La industria del petróleo y el gas está modernizándose a través de las nuevas tecnologías para ser más eficiente y ofrecer mejores productos y servicios a sus clientes. Uno de los campos en los que está progresando es en la adopción del concepto de IoT industrial, implementando nuevas tecnologías conectadas que permiten una mayor integración y un mejor control de todos los sistemas.

Estas tecnologías generan gran cantidad de datos que requieren un esfuerzo enorme de gestión y análisis, lo que está impulsando el mercado de los proveedores de servicios de analítica IoT especializados en la industria del petróleo y el gas. Y entre ellos se encuentran los proveedores de la nube, que están incluyendo la analítica de IoT en su cartera de servicios. Aunque los expertos de ABI Research explican que este mercado se enfrenta a grandes desafíos por la dificultad de integrar sistemas muy complejos, datos en numerosos silos y sistemas de gestión de Control de Supervisión y Adquisición de Datos (SCADA).

La gran escala que muchas veces tienen las instalaciones de esta industria hace que la analítica a nivel interno no sea una opción viable para tan vastos despliegues de IoT, por lo que las empresas buscan soluciones más rentables y sostenibles a largo plazo. Esto proporciona enormes oportunidades para los proveedores de Plataforma com Servicio (PaaS) y Software como Servicio (SaaS) especializados en de analítica IoT industrial. Así, los expertos de ABI Research pronostican que el gasto en este mercado específico creció hasta los 156 millones de dólares en 2020, aumentando un 36,8% desde el año 2018. Y esperan que en los próximos seis años los ingresos seguirán creciendo hasta alcanzar unos 712,7 millones para final del período.

Para Kateryna Dubrova, analista de investigación de ABI Research, “en lugar de desarrollar capacidades de análisis internamente, cada vez más empresas están recurriendo a las ofertas de PaaS/SaaS de inteligencia artificial (IA) y análisis avanzado de proveedores, habilitadas a través de amplias colaboraciones entre industrias”. Y añade que “al mismo tiempo, los proveedores líderes de IoT compiten continuamente por los principales contratos de O&G al ofrecer una solución de extremo a extremo y expandir sus carteras de mercado hacia el borde”.

En su informe, ABI Research menciona que, curiosamente, las empresas de la industria están diversificando sus carteras de inversión hacia tecnologías de monitorización de emisiones y energía verde. Así, los proveedores de petróleo y gas están centrando sus esfuerzos en este mercado “verde”, impulsando la demanda de casis de uso y aplicaciones de análisis “ecológicos”.

Como explica Dubrova, “la analítica avanzada para operaciones de petróleo y gas upstream y downstream está más o menos solidificada, por lo que se espera que la monitorización de las emisiones de carbono, la reducción de la huella de carbono y las actividades relacionadas con la energía verde se vuelvan populares para la monetización de la analítica avanzada”.

Las empresas del sector están adoptando rápidamente servicios cloud y aplicaciones de análisis nativas de la nube como parte de su estrategia de transformación digital, y como señala Dubrova, “las aplicaciones basadas en la nube están disponibles a través de planes basados en suscripción e, incluso, servicios totalmente administrados. En tales casos, hay ahorros considerables en los costos de infraestructura, incluida la mejora de la eficiencia y la reducción de los costos de producción”.