El acceso a Internet de banda ancha sigue expandiéndose en España

  • Infraestructura

Fibra

Según los datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, en los primeros meses de 2022 las líneas de acceso de banda ancha de nueva generación han seguido expandiéndose en España. El número de usuarios con conexión fija de más de 100 Mbps ha aumentado considerablemente y la mayoría de proveedores de telecomunicaciones han incrementado sus ingresos con respecto a 2021.

El último informe publicado recientemente por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) revela que en el primer trimestre de 2022 los ingresos del mercado minorista de telecomunicaciones han aumentado un 2,2% interanual, a medida que la fibra óptica ha ampliado su presencia en España. De los 5.771 millones de euros cosechados en estos meses, el 75,2% correspondieron a los tres principales operadores, un 1% menos que en el mismo período del año pasado, lo que refleja el buen desempeño de los operadores secundarios en el país.

Según la CNMC, la participación de los tres principales operadores se mantuvo en los mismos niveles de 2021, mientras que el grupo Masmovil logró alcanzar una participación del 11%, después de la adquisición de Euskaltel. Estos datos muestran que el total de accesos NGA instalados o de acceso a redes de nueva generación alcanzó un total de 78 millones de conexiones, un 10,5% más que en los primeros tres meses de 2021. En este tiempo los únicos accesos que han crecido han sido los de FTTH (Fibre-to-the-Home), que alcanzaron 68,3 millones de accesos (8,3 millones más que en el primer trimestre de 2021).

A finales de marzo el tráfico acumulado de banda ancha aumentó un 30,1% con respecto al año pasado, alcanzando 1,2 Terabytes, y 8 de cada 10 líneas correspondieron a conexiones de fibra óptica. Y los investigadores destacan que de los 16,6 millones de conexiones de banda ancha fija activas, 15,2 millones correspondieron a líneas con una velocidad de 300 Mbps o superiores. Y, de estas, un 99% contaba con una velocidad de 100 Mbps o más.

En cuanto a las líneas móviles, en el primer trimestre del año el total alcanzó 57,5 millones de usuarios, un 87,6% con conexión a Internet. Además, el número de líneas de voz vinculadas a la banda ancha móvil ha aumentado en 2,3 millones con respecto al mismo período de 2021. El 71,8% de todas las líneas móviles correspondían a los tres principales operadores de telecomunicaciones del país, un 2,2% más que en el primer trimestre de 2021, y el tráfico de banda ancha móvil alcanzó 1,2 Terabytes, un 30,1% más que en las mismas fechas del año pasado.