El mercado de conectividad de IoT crece y se diversifica

  • Infraestructura

IoT empresa

Las soluciones IoT empresariales están encontrando una gran aceptación en muchas industrias y están surgiendo numerosos operadores de redes virtuales móviles especializados en este campo. El mercado seguirá creciendo de forma saludable en los próximos años, y los proveedores continuarán evolucionando sus modelos de negocio para adaptarse a las necesidades de los clientes y a los nuevos casos de uso.

La tecnología de dispositivos conectados está evolucionando rápidamente, proporcionando soluciones a múltiples industrias que están digitalizando y automatizando sus operaciones. La conectividad es un elemento fundamental de este ecosistema y están surgiendo multitud de operadores de redes virtuales móviles (MVNO) que compiten con los proveedores de telecomunicaciones tradicionales por una parte de este mercado emergente.

Según las investigaciones realizadas por ABI Research, los ingresos de estos operadores van a seguir creciendo a una CAGR del 18,5% entre 2021 y 2026, cuando podrían superar los 2.500 millones de dólares. En este tiempo, los modelos de negocio irán evolucionando para acomodarse a las necesidades del mercado y al aumento de demanda en diferentes industrias con necesidades muy específicas.

En su informe, Jamie Moss, director de investigación de redes y servicios de IoT en ABI Research, comenta que están surgiendo numerosos MVNO y se están viendo muchos movimientos de adquisición entre empresas del sector. Apunta que las tendencias más importantes del sector son el desarrollo de redes centrales nativas de la nube, plataformas de administración de conectividad (CMP) con capacidad de aprovisionamiento OTA (Over-The-Air) y la innovación tecnológica para superara los silos que han mantenido aislados estos ecosistemas de otras redes e infraestructuras.

Moss dice que “de este modo, se proporciona un único punto de incorporación para el aprovisionamiento de dispositivos y el aprovisionamiento del módulo de identidad del suscriptor (SIM), independientemente del factor de forma de la SIM”. Una de las particularidades de los modelos de negocio de los MVNO es que hasta hace poco sus ingresos han dependido de la conectividad y la gestión de la conectividad, pero ahora están diversificando rápidamente sus carteras de productos.

Así, los operadores tradicionales y las nuevas empresas de conectividad IoT están introduciendo y mejorando muchos servicios, como la gestión de dispositivos, los servicios gestionados y los conjuntos de herramientas de gestión de aplicaciones. Sobre todo, en los mercados finales en los que se está desarrollando una experiencia vertical práctica.

La llegada de nuevos proveedores al mercado está provocando grandes cambios en las estrategias de los MVNO IoT tradicionales. Anteriormente, se basaban en acuerdos de licencia mayorista con operadores de conectividad de alcance global. Pero los nuevos jugadores se están asociando con operadores para venderles servicios administrados que les permiten operar más allá del mercado local del operador, convirtiendo a estos en proveedores de servicios IoT internacionales. Algunos se están enfocando en las redes privadas para implementaciones de IoT, mientras que otros en la innovación de precios.

Las previsiones de ABI Research indican que el ecosistema de MVNO de IoT seguirá ampliando su alcance y se espera que para 2026 alcance un volumen de 220 millones de conexiones aprovisionadas en todo el mundo. En este tiempo algunos proveedores crecerán por encima de la media, y serán los que logren incorporar las nuevas tecnologías y modelos de negocio más productivos y mejor enfocados.

En opinión de Moss, la estandarización de eSIM y de IoT SAFE por parte de la GSMA tendrá un papel importante en la evolución del mercado, pero opina que “no todo es sencillo para eSIM e IoT SAFE, ya que los MVNO continúan destacando la incapacidad de integrar eSIM con NB-IoT, y la adopción de IoT SAFE aún es incipiente”. Estos desafíos pondrán dificultades a los MVNO en los próximos años, y Moss recomienda simplificar la entrega de conectividad global a los clientes a un precio predecible, y muchos centrarán sus esfuerzos de innovación en este campo.