Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Tendencias que no verán la luz en 2020

  • Negocios

generica tecnologia negocio

Las tecnologías emergentes como la informática cuántica comercial, los vehículos autónomos o la próxima generación de wearables 5G ha acaparado muchos titulares en el último año. Pero la realidad es que su popularización está más lejos de lo que sus impulsores quieren, y tanto estas como otras innovaciones no llegarán a ver la luz el próximo año.

Durante este año se ha hablado mucho de ciertas tecnologías emergentes que en los próximos años mostrarán un gran potencial disruptivo, generando grandes cambios en la sociedad y en los negocios. Ejemplos de estas tendencias tan atractivas, pero no tan cercanas son los ordenadores cuánticos comerciales, los wearables 5G aplicados al ocio, el deporte o la medicina, o los vehículos autónomos para transporte de personas y mercancías.

Estos se incluyen en el último informe que acaba de publicar la firma ABI Research, en el que aparecen las 54 tendencias tecnológica a tener en cuenta para 2020, entre las que se incluyen 19 que, casi con total seguridad, no verán la luz el año que viene. Todo este avance de tecnologías generará nuevos desafíos para las organizaciones, que deberán racionalizar y enfocar bien sus esfuerzos para sacar partido de las nuevas tecnologías.

En opinión de Stuart Carlaw, director de investigación de ABI Research, “Después de un tumultuoso 2019 que estuvo plagado de muchos desafíos, tanto integrales a los mercados tecnológicos como derivados de la dinámica del mercado global, 2020 parece ser igualmente desafiante”. Por ello, afirma que “triunfar en tecnología en el próximo año es importante para los usuarios finales, implementadores y proveedores, para lo que deberán gestionar adecuadamente sus inversiones o enfocar sus estrategias”.

Entre las tendencias tecnológicas que probablemente no se materializarán el año que viene destacan la llegada de los wearables 5G, la computación cuántica comercial, los televisores 8K o los camiones autónomos, y otros factores como la consolidación del mercado de IoT o que la computación Edge logre superar a la nube. En cuanto a dispositivos 5G, el año que viene sí se comenzarán a expandir los terminales móviles con esta tecnología de comunicaciones, pero no así otras categorías de dispositivos como los wearables de consumo y para aplicaciones profesionales. Según los expertos, esto no se producirá hasta más o menos el año 2024.

Por su parte, la computación cuántica también está llenando muchos titulares, pero más allá de algunos avances en procesadores y equipos de ciertos proveedores como IBM o Google (y unos pocos más), las tecnologías de computación cuántica solo estarán al alcance de muy pocos durante el año que viene, y por supuesto la informática cuántica comercial no llegará hasta dentro de unos años. En el ámbito del transporte autónomo, por mucho que los fabricantes y las empresas de sectores como la logística se afanen en fomentar la idea de que esta tecnología ya está aquí, la realidad es que aún falta tiempo para que se puedan ver camiones o autobuses autónomos circulando por las carreteras y las ciudades.

El resto de tendencias tecnológicas que los expertos de ABI Research han descartado de cara al año que viene, como la consolidación del mercado de plataformas IoT o la supremacía de la computación perimetral frente a la nube, podrían o no materializarse, pero desde luego no el año que viene. La gran diversificación de proveedores y servicios en ambos campos dificulta por ahora el proceso, y de momento los analistas no logran estimar con más precisión cómo se desarrollarán las cosas en el futuro cercano.