Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El ecosistema de pago desde los vehículos se expande

  • Negocios

coche conectado

Las industrias vinculadas al transporte y la automoción están contribuyendo a la expansión de las tecnologías que permiten realizar pagos desde los propios vehículos. Desde peajes a gasolineras, pasando por comercios que entregan pedidos a vehículos, este ecosistema tiene posibilidades de crear un mercado con futuro, aunque depende del compromiso de los proveedores con estas tecnologías.

Recomendados: 

Inteligencia Artificial, ¿cómo lo aplico en mi empresa? Webinar

La persistencia del ransomware Webinar 

De cara al futuro se plantea la posibilidad de que los conductores puedan efectuar determinados pagos desde el vehículo, por ejemplo, para comprar peajes, combustible, recargas de electricidad o para realizar ciertas compras, sin necesidad de bajar del coche para utilizar formas de pago convencionales. Según una reciente investigación de Juniper Research, en 2020 el valor de los pagos realizados desde los sistemas integrados en los vehículos será de 543 millones de dólares.

Los expertos pronostican que esta cifra podría aumentar hasta unos 86.000 millones de dólares para el año 2025, peo esto dependerá del grado de compromiso de los proveedores de servicios al conductor y de combustible, peajes y estacionamientos. Por ahora, esto está muy limitado a ecosistemas cerrados, pero se prevé un aumento de la integración de monederos digitales y otros sistemas de pago digital en las plataformas de los coches conectados.

Aunque su progreso depende de que se establezcan asociaciones estratégicas entre estos proveedores y los fabricantes de vehículos y tecnologías digitales para la automoción. Sobre todo, de los segmentos de combustible/electricidad y de estacionamiento inteligente, que por ahora son los que más fácilmente pueden integrar los sistemas de pago digitales para brindar sus servicios.

Los expertos de Juniper Research recomiendan que, para lograr estos objetivos, los proveedores de pago establecidos traten de integrar sus sistemas dentro de los ecosistemas colaborativos. En su opinión, esto garantizará que se logren alcanzar de forma efectiva los requisitos fundamentales, como la seguridad a través de la tokenización y la integración con monederos digitales. Afirman que esto será fundamental para que el pago desde los vehículos se convierta en un canal viable, ya que por ahora la falta de estas alianzas e integraciones pone serias trabas al progreso del mercado.

En general, el informe de Juniper Research revela que entre para 2025 el 77% de los pagos corresponderá a la carga de combustible y de vehículos eléctricos, ya que actualmente ya hay en marcha alianzas importantes para habilitar estas formas de pago. Como explica Nick Maynard, coautor de esta investigación, “el combustible y la carga pueden ser el caso de uso más convincente, que acelere la adopción de pagos en el vehículo. Pero, para lograrlo, los participantes de la industria deben centrarse en crear marcos de colaboración que impulsen la integración y mejoren la disponibilidad”.

Por otro lado, los expertos creen que el comercio de voz podría ser un factor importante que apoye el mercado de pago en vehículos. Esto se debe a que la integración de asistentes virtuales en los vehículos está progresando, y esta forma de interactuar con la tecnología se irá vinculando cada vez más a la industria de automoción, ayudando a integrar nuevos mercados en los ecosistemas de pago desde los vehículos, por ejemplo, el comercio electrónico o de alimentos y bebidas, que podría generar más de 11.000 millones de dólares para 2025, un aumento considerable desde los 12 millones estimados para 2020.