Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

La Unión Europea está preocupada por la seguridad de las redes 5G

  • Seguridad

seguridad red

Como han anunciado, entre los problemas que más inquietan a las autoridades europeas está la posibilidad de que los proveedores puedan estar sometidos a la interferencia de países no pertenecientes a la UE. Por ello, recomiendan no confiar demasiado en una sola empresa, y poner especial cuidado a la hora de escoger los partners en el campo de las infraestructuras de red.

En un comunicado reciente, representantes de la Unión Europea han alertado de los riesgos de seguridad que se pueden generar en las futuras redes 5G, ya que les preocupa que los proveedores de tecnología y servicios puedan sufrir la interferencia de países ajenos a la UE. Esto supondría un riesgo para la seguridad en las organizaciones, ya que 5G se integrará cada vez más en las infraestructuras por las que viajan los datos empresariales.

Por ello, ha emitido una advertencia seria sobre la seguridad de las futuras redes, y animó a las organizaciones a no confiar demasiado en un solo proveedor. Aunque no se mencionó ningún país ni empresa, las miras están puestas en Huawei, ZTE y China, con quien Estados Unidos está teniendo un conflicto serio a raíz precisamente de estas preocupaciones de seguridad. Y, a pesar de que estas tensiones se están relajando, la UE teme que se haya debilitado la anterior posición de fuerza que mostraba en el conflicto.

En el informe emitido por la UE en colaboración con la Comisión Europea y la agencia Europea para la Ciberseguridad, se advierte que el despliegue de 5G podría aumentar enormemente la exposición de las organizaciones a ataques, ya que se incrementarán las posibles vías de entrada para los ciberdelincuentes. Y, dado que 5G requiere una importante actualización de infraestructuras, cada vez más complejas a nivel tecnológico, hay más riesgos de que se produzcan brechas de seguridad a nivel de software o hardware.

Para paliar los riesgos, la UE recomienda no confiar demasiado en un solo proveedor, y analizar a fondo la oferta y la relación entre el proveedor de TI y los operadores de redes móviles. Especialmente cuando se trata de proveedores ajenos a la UE, donde se mantienen controles de seguridad más cercanos a los intereses de las empresas y países de la región.

Como se indica en el informe, “En este contexto de mayor exposición a los ataques facilitados por los proveedores, el perfil de riesgo de los proveedores individuales será particularmente importante, incluida la probabilidad de que el proveedor esté sujeto a la interferencia de un país no perteneciente a la UE”. Por ello insta a los operadores de telecomunicaciones a no depender excesivamente de un proveedor de tecnología y servicios.

Por ahora se han emitido una serie de recomendaciones, pero está previsto que en octubre de 2020 se evalúen los efectos de estas recomendaciones en materia de seguridad, con el fin de determinar si es necesario añadir otras medidas a las propuestas.