Las organizaciones aumentan el gasto en seguridad y gestión de riesgos

  • Seguridad

ciberseguridad endpoint

En el último año la expansión del teletrabajo y de la nube ha complicado la seguridad y la gestión de riesgos para las organizaciones, que ahora se replantean sus estrategias de cara a la recuperación posterior a la pandemia. Según las previsiones de Gartner, este año el gasto mundial en estos conceptos aumentará el doble que el año pasado, sumando unos 150.400 millones de dólares, una tendencia que podría mantenerse en el futuro.

Recomendados: 

Dermofarm cuida de su correo electrónico con Barracuda y Sothis Leer 

Asegurando la calidad del dato con Data Quality Leer 

La implantación masiva del teletrabajo y de servicios en la nube pública fue clave para superar lo peor de la crisis el año pasado, pero las organizaciones se vieron forzadas a hacerlo de forma rápida y, en muchos casos, apresurada. Esto implica un gran aumento de riesgos en materia de seguridad informática, ya que al ampliar la superficie expuesta sin incluir adecuadamente estos entornos en la estrategia de ciberseguridad aumenta exponencialmente el riesgo de intrusiones, robo de datos y otras amenazas cibernéticas.

Según Gartner, para paliar estos riesgos las organizaciones aumentaron el gasto en seguridad y gestión de riesgos en un 6,4% en 2020, pero no es suficiente para hacerse cargo del aumento de amenazas. Por ello, se espera que las organizaciones incrementen el gasto mundial en un 12,4% este año, una cifra que podría alcanzar los 150.400 millones de dólares. Según los expertos, esto refleja la gran necesidad de tecnologías de seguridad para los trabajadores remotos y los entornos de la nube.

Para Lawrence Pingree, vicepresidente administrativo de investigación de Gartner, “las organizaciones continúan lidiando con las demandas regulatorias y de seguridad de la nube pública y el software como servicio. De cara al futuro, estamos viendo las primeras señales del mercado de una creciente automatización y una mayor adopción de tecnologías de aprendizaje automático en apoyo de la seguridad de la IA. Para combatir los ataques, las organizaciones ampliarán y estandarizarán las actividades de respuesta y detección de amenazas”.

Como muestran los resultados de la última encuesta realizada por Gartner este año, la ciberseguridad se ha convertido en la principal prioridad de gasto para el 61% de los CIO, lo que les ha llevado a aumentar la inversión en seguridad cibernética y de la información en 2021. La categoría más grande de gasto será la de servicios de consultoría, soporte de hardware, implementación y servicios subcontratados, que sumarán casi 72.500 millones de dólares. Mientras tanto, el segmento más pequeño será el de seguridad en la nube, pero a la vez será el que más rápidamente crecerá este año, especialmente los agentes de seguridad de acceso a la nube (CASB).

Pingree explica que “el ritmo de las consultas de los clientes indica que CASB es una opción popular para las organizaciones que utilizan la nube. Esto se debe a la creciente popularidad del uso de dispositivos que no son PC para interactuar con los procesos comerciales centrales, lo que crea riesgos de seguridad que pueden mitigarse de manera efectiva con un CASB. Los CASB también permiten una interacción más segura entre las aplicaciones SaaS y los dispositivos no administrados”.

Otra categoría que está creciendo con fuerza a raíz de la pandemia es la de tecnología de gestión integrada de riesgos (IRM), que según los expertos este año crecerá a una tasa de dos dígitos. Como explica John A. Wheeler, director Senior de investigación de Gartner, “las áreas de riesgo significativo que impulsan la demanda a corto plazo incluyen la llegada de nuevos productos y servicios digitales y los usos relacionados con la salud y la seguridad, así como los riesgos de terceros, por ejemplo, violaciones de datos de clientes o ataques a la cadena de suministro”.