La transformación digital seguirá avanzando a pesar de la crisis

  • Transformación Digital

transformacion digital

A partir de este año la caída de la economía global va a afectar a muchos sectores, pero las organizaciones seguirán invirtiendo en transformación digital para modernizar el negocio. Según IDC, aumentarán el gasto en digitalización a una CAGR del 16,3% hasta 2026, en busca de una mayor agilidad y resiliencia frente a las futuras disrupciones del mercado.

Recomendados: 

Nueve formas prácticas de optimizar tus costes IT Leer

Data cloud inteligente, clave para tu transformación digital Informe

Infome de pruebas:
VMware Work from home Documento

La transformación digital es un proceso constante y las empresas llevan años invirtiendo en nuevas tecnologías para responder a las condiciones cambiantes del mercado, reducir los costes y ganar en agilidad y flexibilidad. A lo largo de este año todos los indicadores muestran que se avecina una nueva crisis económica, y se espera que en 2023 llegará una recesión que afectará a casi todos los sectores. Pero las organizaciones seguirán esforzándose por progresar en la digitalización para salir reforzadas tras esta complicada etapa.

Las últimas investigaciones de IDC indican que el gasto global en transformación digital seguirá creciendo a una CAGR del 16,3% hasta el año 2026, pudiendo alcanzar un valor de 3,4 trillones de dólares. En su informe, Craig Simpson, gerente senior de investigación del Grupo de Datos y Análisis de IDC, comenta que “a pesar de los fuertes vientos en contra de las limitaciones de la cadena de suministro global, la inflación vertiginosa, la incertidumbre política y una recesión inminente, se espera que la inversión en transformación digital siga siendo sólida”.

En su opinión, las organizaciones tienen claro que invertir en transformación digital proporciona numerosos beneficios, acelerando la automatización, proporcionando más inteligencia al negocio, una mayor transparencia operativa y un mayor soporte a la experiencia del cliente. Esto se traducirá en mejoras comerciales evidentes y en una mayor capacidad para identificar las oportunidades de recuperación una vez que la crisis vaya remitiendo, lo que permitirá a las empresas posicionarse mejor frente a la competencia.

En estos próximos años las mayores inversiones en transformación digital se enfocarán en ‘Innovar, Escalar y Operar’, lo que abarca operaciones a gran escala en la fabricación, la construcción y el diseño. En esta área las funciones comerciales más importantes incluyen la gestión de la cadena de suministro, la ingeniería, el diseño y la investigación, las operaciones y las operaciones en las plantas de fabricación. IDC opina que este enfoque de Innovar, Escalar y Operar representará más del 20% del gasto total en DX hasta el año 2026.

Otros casos de uso de la inversión en digitalización serán el soporte administrativo y la infraestructura, que representarán más del 15% de la inversión global, y la experiencia del cliente, que sumará otro 8%. Aunque, entre los 300 casos de uso que ha analizado IDC, los que verán un incremento más rápido del gasto serán los gemelos digitales y el procesamiento de reclamaciones basado en Automatización Robótica de Procesos (RPA), que crecerán a una CAGR del 35,2% y 31%, respectivamente.

Por otro lado, casi el 30% del gasto mundial que se dedicará a la transformación digital en estos años provendrá de las industrias de fabricación discreta y de procesos, destacando los casos de uso de robótica, operaciones autónomas y activos de autorreparación, y el mantenimiento aumentado. Las siguientes industrias por volumen de gasto en DX serán los servicios profesionales y el comercio minorista, que dedicarán la mayor parte de sus inversiones al soporte administrativo y la infraestructura. Y la industria que incrementará el gasto con más rapidez será la de Servicios de Valores e Inversiones, con una CAGR del 20,6%, seguida por la Banca y los Proveedores de Atención Médica, con tasas de crecimiento interanual del 19,4% y el 19,3%, respectivamente.

Geográficamente, las mayores inversiones en DX se producirán en Estados Unidos, que representará casi el 35% del total mundial, pudiendo superar la barrera del trillón de dólares para 2025. El segundo mercado más grande será el de Europa Occidental, que sumará casi otra cuarta parte del gasto mundial, y después estará China, con una CAGR del 18,6%, y América Latina, donde el gasto aumentará a una CAGR del 18,2%.