España podría contar con nuevos servicios de acceso a Internet vía satélite

  • Infraestructura

SpaceX

Se acaba de anunciar que la empresa Starlink, creada por Elon Musk para construir redes de datos basadas en satélites de órbita baja, tiene intención de ofrecer sus servicios en España. Esto proporcionará nuevas posibilidades a las empresas y consumidores que tengan dificultades para acceder a verdadera banda ancha en regiones con problemas de conectividad, y un apoyo vital para sectores como la logística, el transporte o la industria agropecuaria.

Recomendados: 

Cómo abordar la complejidad de un programa de Gestión de Identidades y Gobernanza Leer 

Gestión de identidades en la Educación Superior Leer 

La empresa Starlink quiere expandir su incipiente red satelital de acceso de banda ancha a nuevos países, al otro lado del atlántico, y ha puestos sus miras en varias ubicaciones del viejo continente. Una de ellas es España, donde al parecer va a comenzar las primeras pruebas de su red de Internet vía satélite. A través del proyecto conocido como “Beta better tan nothing”, la empresa lleva varios meses ofreciendo sus servicios en fase de prueba en diferentes lugares de Europa, como Reino Unido, con el objetivo de evaluar las oportunidades de negocio y dar la oportunidad a clientes seleccionados de probar sus servicios.

Este es un paso más en la expansión que quiere realizar esta compañía en mercados de alto potencial, como el europeo, cuyo avance también estimulará la competencia con el único proveedor de esta nueva generación de redes satelitales de la región, OneWeb, que todavía no ha completado el despliegue de sus propios satélites. Hasta ahora, Starlink ya presta servicio en Estados Unidos y ciertas zonas de Canadá, y al parecer sus usuarios están satisfechos con el rendimiento en el acceso a Internet.

Esto está animando la expansión internacional de la compañía, que quiere anticiparse a sus competidores y no frenar el impulso que está alcanzando en lso últimos años, y que probablemente le permitirá completar el despliegue en la mayor parte del mundo antes de que finalizar esta nueva década. En target principal es cualquier usuario que resida o realice su actividad en zonas aisladas, donde no existe conectividad de fibra óptica o redes móviles de banda ancha.

España cuenta con una red bastante avanzada, que poco tiene que envidiar al resto de países europeos, pero también cuenta con regiones bastante aisladas donde es muy costoso construir infraestructuras de acceso de banda ancha tradicionales. Los expertos destacan que, como en otros muchos países, en España ya existen otros proveedores de Internet vía satélite, pero el servicio que ofrece Starlink puede convertirse en mucho más que un mero complemento, ya que tiene el potencial para proporcionar mejor servicio y a más usuarios.

El servicio de Starlink es sensiblemente más caro que el de estos otros proveedores, pero no requiere de un técnico especializado para la instalación ni la supervisión. A través de un kit de autoinstalación, que incluye una antena parabólica con un soporte motorizado de orientación automática, esta compañía promete mucha más facilidad que la competencia, tanto en su instalación inicial como en cualquier posible traslado, ya que la conexión no requiere de una ubicación fija específica.