Completan la primera fase del supercomputador finlandés LUMI

  • Infraestructura

Supercomputador LUMI 2

Este verano se construyó el centro de datos que albergará el supercomputador LUMI, la nueva plataforma HPC de gran capacidad financiada por el programa EuroHPC, que se ubicará en el parque empresarial finlandés Renforsin Ranta. Ahora, los responsables del proyecto confirman que se ha completado la primera fase de instalación de los equipos, que incluye los nodos de CPU, los sistemas de almacenamiento y la plataforma sobre la que se conectará la futura partición de GPU que se añadirá en la segunda fase, prevista para finales de este año.

Recomendados: 

Entendiendo la Era del dato: tecnologías y propuestas para gestionar la "datificación" Webinar 

La hoja de ruta de DevOps en materia de seguridad Leer 

La Unión Europea continúa progresando en sus objetivos de mejorar las capacidades de supercomputación en la región, y su último hito es la instalación de la primera fase del gran supercomputador LUMI (Large Unified Modern Infrastructure). Esta plataforma, creada por HPE, alcanzará un rendimiento máximo de precisión FP64 de 550 petaflops, (375 petaflops de rendimiento Linpack). En febrero de 2020 comenzó el proceso de conversión de un antiguo edificio que era una fábrica de papel, en el parque empresarial Renforsin Ranta, en el distrito de Kajaani (Finlandia), que finalizó esta primavera.

A lo largo de este verano se ha completado la construcción del centro de datos que albergará esta nueva plataforma HPC y, ahora, los responsables del proyecto han anunciado que se ha completado la instalación de la primera fase de este nuevo supercomputador. Esta comprende los equipos que forman la partición CPU, los sistemas de almacenamiento y una plataforma de acceso anticipado para poder preparar la próxima instalación de la segunda fase. Esta incluirá la partición de plataformas GPU, con la que se completará el sistema, que se espera tener implementada para finales de este año.

En un principio, LUMI ocupará una superficie de 150 metros cuadrados, en un centro de datos de 2.200 metros cuadrados, que posteriormente se podrá ampliar hasta 4.600. Entre sus características más interesantes está que se alimentará con energía 100% hidroeléctrica, que utilizará un sistema de refrigeración por agua caliente y que el calor residual se reutilizará para proporcionar calefacción al distrito de Kajaani. Se espera que este represente en torno al 20% de la calefacción de la red local, y la conexión con esta infraestructura correrá a cargo de la firma Loiste Lämpö.

Este nuevo superordenador ampliará las capacidades de supercomputación de Finlandia, donde ya se han construido otros equipos importantes. Pero formará parte de la red europea de supercomputación de EuroHPC, que ha proporcionado los 160 millones de euros que costará, y proporcionará recursos a los investigadores de diez países europeos. Por el momento ya se han construido otras máquinas bajo este mismo proyecto en Bulgaria, Luxemburgo y Eslovenia, y se espera que el año que viene entren en funcionamiento algunas más, por ejemplo, la que se está construyendo en Portugal. Mientras tanto, la nueva plataforma MareNostrum 5 prevista para el Centro de Supercomputación de Barcelona se encuentra en Stand by, a causa de las idiferencias de opinión sobre el proveedor de la tecnología, y no está claro si se reactivará el proyecto.