Las ventas de ordenadores descendieron menos de lo previsto a principios de 2022

  • Infraestructura

ordenador, portatil, pc

Tras dos años de crecimiento acelerado, las ventas globales de ordenadores han comenzado a descender en los tres primeros meses de 2022, pero a un ritmo menor de lo esperado. Este ha sido el séptimo mes consecutivo en el que los envíos han superado los 80 millones de unidades, un hito que no se veía desde el año 2012, y que se ha logrado a pesar de los problemas en la cadena de suministro.

Según el último informe de la consultora IDC, durante el primer trimestre de 2022 los envíos de ordenadores han descendido un 5,1% interanual, quedando en 80,5 millones de unidades. Los expertos ya anticipaban que desde principios de año se vería una caída en el mercado, pero se esperaba que fuese mayor, y ahora han constatado que por séptimo trimestre consecutivo los envíos se han mantenido por encima de los 80 millones, algo que no sucedía desde el año 2012.

En su informe comentan que el cambio de signo en estos meses rompe con la tendencia de crecimiento acelerado de los dos últimos años, pero no creen que el mercado esté entrando en una etapa de caída especialmente pronunciada. En su opinión, la comparación interanual no define la situación actual del mercado, ya que las ventas siguen siendo fuertes, a pesar de los problemas que la industria ha sufrido en su cadena de suministro.

Ryan Reith, vicepresidente del grupo de Rastreadores Mundiales de Dispositivos Móviles, dice que “el enfoque no debe estar en la disminución año tras año en los volúmenes de PC porque eso era de esperar. El enfoque debe estar en la industria de PC que logra enviar más de 80 millones de PC en un momento en que la logística y la cadena de suministro son sigue siendo un desastre, acompañado de numerosos desafíos geopolíticos y relacionados con la pandemia”.

Explica que los envíos en este período están cerca del récord histórico para un primer trimestre y que, aunque se ha producido una caída en el segmento de educación y el de consumo, la demanda de equipos comerciales sigue siendo muy fuerte y el mercado de consumo probablemente se reactivará en un futuro cercano.

En este tiempo el ranking de proveedores se ha mantenido sin cambios con respecto al trimestre anterior, dejando a Lenovo como líder, con una participación del 22,7% en el mercado global. Lo siguió HP, con un 19,7%, Dell, con un 17,1%, y Apple, con una cuota del 8,9%. El ranking de los 5 principales proveedores se cerró con el empate estadístico entre Asus y Acer (6,9% y 6,8%, respectivamente). Cabe destacar especialmente que Asus incrementó sus envíos en un 17,7%, Dell en un 6,1% y Apple en un 4,3%. El resto redujo sus envíos con respecto al mismo período del año pasado, especialmente HP, que vio una caída del 17,8%.

Jay Chou, gerente de investigación del monitor trimestral de PC, en IDC, dice que “incluso cuando partes del mercado se ralentizan debido a la saturación de la demanda y el aumento de los costos, todavía vemos algunos aspectos positivos en un mercado que ha alcanzado un punto de inflexión hacia un ritmo de crecimiento más lento”. Con ello se refiere a que las ventas de portátiles han descendido, mientras que las de PC de sobremesa han aumentado, cambiando la tendencia que ha predominado en los últimos años. Y Chou comenta que, “además del gasto comercial en PC, todavía hay mercados emergentes donde la demanda se había descuidado en los primeros períodos de la pandemia, y la demanda de los consumidores de gama alta también se ha mantenido”.