El gasto mundial en TI alcanzará los 4 trillones de dólares en 2021

  • Negocios

dinero_banco_crecimiento

La transformación digital sigue impulsando la inversión de las organizaciones en tecnologías de la información y, tras el frenazo de 2020, se espera que este se retome la senda del crecimiento. Las estimaciones de Gartner son que este año el gasto mundial en TI crecerá más de un 8%, superando los 4 trillones de dólares, una tendencia que continuará en 2022, aunque con menos fuerza.

Recomendados: 

IT Trends 2021. La TI salva el negocio Webinar

COVID-19, ¿cuánto y cómo ha influido en las estrategias de TI? Leer 

El año pasado gran parte de las empresas redujeron el gasto en tecnología, centrándose en lo esencial para proteger el negocio ante la gran crisis que estaba generando la pandemia. Pero, como ya anticipaban los expertos a principios de año, este año la economía se está reactivando de nuevo, y se espera que el gasto en TI vuelva a crecer, a medida que las organizaciones vayan retomando la actividad y vuelvan a invertir para seguir avanzando en la digitalización.

Según el último informe publicado por Gartner, el año pasado el gasto global en TI se redujo en un 2,2%, quedando en unos 3.757.468 millones de dólares, pero este año esperan que recupere parte del terreno perdido, creciendo un 8,4% hasta unos 4.072.547 millones. Y, a pesar de que todavía existe mucha incertidumbre sobre el progreso de la enfermedad y el ritmo de recuperación de la economía mundial, anticipan que en 2022 el gasto en TI podría crecer otro 5,5% hasta unos 4.296.391 millones de dólares.

En opinión de John-David Lovelock, vicepresidente de investigación de Gartner, “la TI ya no solo respalda las operaciones corporativas como lo hacía tradicionalmente, sino que participa plenamente en la entrega de valor comercial. Esto no solo cambia la TI de una función administrativa a la parte frontal de la empresa, sino que también cambia la fuente de financiación, pasando de ser un gasto general que se mantiene, supervisa y, a veces, reduce, a algo que genera ingresos”.

Las previsiones de Gartner son que el crecimiento se dará en todos los segmentos de TI hasta 2022. Principalmente en el gasto en dispositivos, que aumentará en torno a un 14%, y en el software empresarial, que crecerá un 10,8%, acompañando al cambio de enfoque de las empresas hacia un entorno de trabajo más cómodo, innovador y productivo. Y sus expertos afirman que este nuevo enfoque hacia una mejor experiencia y bienestar del empleado está impulsando inversiones en tecnologías como el software social y las plataformas de colaboración, y en software de gestión del capital humano (HCM).

Pero en este informe también explican que los esfuerzos de las organizaciones por optimizar al máximo los costos no van a desaparecer, ni aunque la pandemia se controlase rápidamente. Por ello, los CIO seguirán enfocados en planes de negocio digital que permitan mejorar, ampliar y transformar la propuesta de valor de la empresa. En este sentido, Lovelock comenta que “el año pasado, el gasto en TI tomó la forma de una reacción instintiva para habilitar una fuerza de trabajo remota en cuestión de semanas. A medida que el trabajo híbrido se afianza, los CIO se centrarán en gastos que permitan la innovación, no solo en la finalización de tareas”.

Finalmente, Gartner puntualiza que la recuperación del gasto no va a ser generalizada a nivel sectorial ni geográfico, y se darán importantes diferencias entre la distintas regiones e industrias. Así, el gasto en sectores como el bancario, el de valores y el de las aseguradoras volverá a niveles postpandémicos este mismo año. Pero el del comercio minorista y el transporte no logrará recuperarse hasta 2023. Asimismo, mientras que Latinoamérica no se recuperará hasta probablemente 2024, China ya ha superado de nuevo el gasto e TI de 2019 y se espera que Norteamérica y Europa Occidental logren volver a una relativa normalidad en el gasto en TI hacia finales de este año.