Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Mejorando la eficiencia de los trabajadores remotos

  • Puesto de trabajo

comunicaciones empresa

El teletrabajo está permitiendo a muchas empresas salvar el escollo del confinamiento de sus trabajadores, pero para muchas este es un nuevo terreno de juego, y todavía no han afinado bien esta nueva forma de trabajar. Pero a raíz de esta situación se están desarrollando nuevas estrategias que permitirán a las organizaciones aprovechar al máximo las ventajas que ofrece el trabajo remoto.

Hasta ahora, las herramientas propias del trabajo remoto, como las de comunicaciones y colaboración, no habían podido mostrar todo su potencial, pero ahora se han vuelto fundamentales para muchas empresas, y se han convertido en las habilitadoras de una nueva forma de trabajar. Pero se puede decir que estamos en el inicio de una nueva era en lo que se refiere al teletrabajo, y muchas organizaciones todavía no saben articular bien estas nuevas herramientas para maximizar la eficiencia de sus empleados, algo que va a introducir más cambios en un futuro cercano.

Recomendados: 

WEBINAR >> Teletrabajo: productividad, flexibilidad y seguridad a pleno rendimiento Registro 

WEBINAR >> Autenticación y gestión de identidades, el nuevo perímetro de seguridad Registro

Según las últimas investigaciones realizadas por los expertos de la consultora Forrester, las empresas señalan la mayor productividad como la ventaja principal de las tecnologías de comunicación y colaboración. Pero, a su vez, son conscientes de que queda mucho margen de mejora en lo que se refiere a incrementar la productividad, dependiendo del tipo de empleado. En general, opinan que el mayor incremento de productividad se dará en los puestos de trabajo más vinculados al conocimiento, la búsqueda de información y la capacidad para compartirla, ya que estas herramientas son muy útiles en estos campos.

Además, permiten reducir las pérdidas innecesarias de tiempo en la preparación el seguimiento y la asistencia a las reuniones en persona, así como los viajes innecesarios. Al mismo tiempo, los procesos vinculados a compartir información y recibir feedback se aceleran mucho con respecto a las vías de comunicación clásicas, como el email o el teléfono, que originalmente no están tan integradas como las herramientas de comunicaciones y trabajo colaborativo.

Por otro lado, las organizaciones ven con algo de escepticismo el uso de aplicaciones móviles, mientras que los trabajadores demandan un mayor uso de este tipo de apps. En parte, esto se debe a que en general las personas están más acostumbradas al uso de apps para muchas cosas, y las sienten como algo más familiar y más vinculado a sus actividades, ya sean personales o profesionales. Y uy especialmente los empleados que trabajan en primera línea con clientes finales.

Aunque, en general, los expertos afirman que los empleados pueden ahorrar entre un 5% y un 10% de su tiempo gracias a las herramientas de comunicaciones y colaboración, lo que se contabiliza en unas 2-4 horas a la semana. Esto equivale a que una empresa de 100 empleados con una relación de 50-50 entre los empleados de primera línea y los vinculados al conocimiento, el ahorro económico podría ser de unos 250.000 dólares al año. Además, el uso de estas herramientas está cada vez más relacionado con la mejora de la experiencia del cliente, no solo del propio empleado, algo que también tiene un impacto en los resultados económicos.