La digitalización de la industria aumenta su contribución a la economía global

  • Transformación Digital

industria

En los últimos dos años el sector industrial ha ido incrementando el gasto en transformación digital para mejorar su eficiencia, reducir gastos y adaptarse a las nuevas condiciones del mercado. El gasto en tecnología de las cinco principales verticales de la industria está ayudando a impulsar sus negocios y aportando cada vez más a la economía mundial, especialmente en los grandes núcleos industriales de Norteamérica, Europa y Asia.

  Recomendados....

» Tendencias TI 2023 y factores que influirán en su despliegue Webinar
» Nueve formas prácticas de optimizar los costes IT Guía
» 5 aspectos a evaluar en su sistema telefónico y claves para aumentar su éxito Leer

La transformación digital se ha convertido en un gran motor de crecimiento para la economía global, a medida que las empresas invierten en tecnología para modernizar sus operaciones, ganar en eficiencia y adaptarse a las cambiantes condiciones del mercado. Algunos sectores están muy avanzados en la digitalización, como las BFSI o el comercio minorista, pero en los últimos años el sector industrial ha pisado el acelerador de la digitalización, adoptando soluciones enfocadas a la convergencia de infraestructuras IT y OT, el análisis de datos, la ciberseguridad, la automatización industrial, la conectividad de última generación y la fabricación inteligente.

El negocio ha ido creciendo para las empresas industriales que han adoptado este camino y, según las investigaciones de ABI Research, entre 2020 y 2021 el valor añadido del sector manufacturero aumentó un 20% aproximadamente, aportando 16 trillones de dólares a la economía mundial. En su informe, James Prestwood, analista de investigación de tecnologías industriales y de fabricación de ABI Research, comenta que las cinco principales verticales generaron un 51% de los ingresos globales de fabricación.

Estos sectores son el automotriz, el de informática y electrónica, el metal, la alimentación y la maquinaria, y los países donde tienen más presencia son China, Estados Unidos, Japón y Alemania. Según los expertos, las empresas más grandes de la industria se dedican al petróleo, la minería, la electrónica y la automoción, y nueve de las diez fábricas más grandes del mundo son fábricas de automóviles, sobre todo la planta de Volkswagen en Wolfsburg (Alemania), la fábrica de Hyundai en Ulsan (Corea) y la planta de Kia en Hwaseong (China).

A pesar de ello, el sector automotriz no es el que más gasta en transformación digital y Prestwood destaca que en Estados Unidos la industria automotriz solo encabezó el gasto de capital en las seis principales categorías de CAPEX que han analizado. Estas son maquinaria y equipo, computación y equipos periféricos de procesamiento de datos, compras de software, procesamiento de datos y otros servicios informáticos adquiridos, servicios de comunicaciones y servicios profesionales y técnicos. En las otras tres categorías la industria que más gasta es la de fabricación de productos químicos, destacando la contribución de Dow, Exxon Mobile Chemical y Dupont.

Estos datos muestran que en los dos años anteriores la industria de automoción es la que más ha invertido en procesamiento de datos y otros servicios informáticos, con un gasto un 469% superior al de las siguientes categorías. Prestwood dice que “en general, esto parecería mostrar que, dentro del mercado estadounidense, al menos, el mercado automotriz y químico siguen siendo los que más gastan en transformación digital”.

De cara al futuro el sector industrial va a seguir apostando por la digitalización y la automatización, en busca de formas de mejorar la eficiencia, reducir costes, depender menos de la disponibilidad de mano de obra y avanzar hacia modelos de fabricación inteligente. El gasto en tecnología para el sector industria seguirá creciendo a largo plazo, a medida que las empresas inviertan más en inteligencia artificial, tecnologías de datos y de la nube, ciberseguridad, conectividad inalámbrica, computación perimetral, IoT, robótica y otras innovaciones enfocadas a aplicaciones industriales.