Tendencias tecnológicas que transformarán el sector inmobiliario

  • Transformación Digital

inmobiliaria digital

Después de superar varias crisis importantes en las últimas décadas, el sector inmobiliario quiere avanzar con paso firme en la transformación digital, aprovechando las tecnologías emergentes para impulsar el negocio. A partir de este año ganarán fuerza una serie de tendencias digitales que permitirán aumentar la competitividad, mejorar el conocimiento y la experiencia del cliente e incrementar la eficiencia de los trabajadores para centrarse en los trabajos que aporten más valor al negocio.

El sector inmobiliario se está sumergiendo en la digitalización, animado por los resultados que se están obteniendo en otras industrias. Las principales empresas del Real State quieren dejar atrás los problemas que han experimentado en las diversas crisis económicas, algunas muy vinculadas al mercado inmobiliario, y están adoptando tecnologías de nueva generación para ganar eficiencia y competitividad, y cambiar su modelo de negocio para adaptarse a la realidad digital.

En un informe elaborado por la consultora de negocio y tecnologías de la información Arbentia, sus expertos desgranan cuáles serán las calves de esta nueva transformación que se está gestando en el sector. En este documento, Fernando González-Haba, director del área de Servicios, comenta que “aunque el sector todavía debe seguir progresando, ya son muchas las empresas que se están apoyando en tecnologías emergentes”.

Destaca principalmente la adopción de tecnologías de automatización de procesos, Big Data, realidad virtual, chatbots y blockchain, que muchas empresas están utilizando para aumentar la eficiencia del negocio y ser más competitivos. Además, dice que “estas nuevas tecnologías permiten a las empresas centrarse en tareas que aportan más valor tanto al negocio como a los clientes”. De cara al futuro destaca que la innovación será el gran motor de cambio en el sector inmobiliario, y destaca las cinco tendencias tecnológicas que considera claves para mejorar los procesos internos y la comunicación con los clientes en el futuro.

Big Data para conocer mejor al cliente e impulsar la toma de decisiones

Algo que ya se ha demostrado en otras industrias es que los datos son una herramienta de alto valor para mejorar el negocio. El Big Data ayuda a conocer mejor a los clientes y proporciona información muy valiosa que puede apoyar la toma de decisiones comerciales. Mediante estas tecnologías se pueden conocer con más precisión las preferencias de los clientes, reducir gastos y consumo de tiempo innecesarios y dirigir mejor las estrategias comerciales y las inversiones de cara al futuro. En el ámbito inmobiliario el Big Data permite conocer el tipo de inmuebles que tendrán más demanda y en qué zonas las promotoras y constructoras pueden desplegar una oferta más fiable y con mayor rentabilidad.

Realidad virtual para impulsar la experiencia del cliente

En la última década muchas empresas inmobiliarias han utilizado herramientas audiovisuales para mostrar sus proyectos y crear visitas virtuales para los clientes e inversores, pero con la realidad virtual esto alcanza una mayor dimensión. Gracias a esta tecnología y al uso de vídeos 3D y escáneres de 360 grados se pueden crear experiencias virtuales inmersivas que trasladan al cliente a los espacios con una gran sensación de realismo. Y otra ventaja es que es no solo posible hacerlo con un casco de realidad virtual, sino también a través de dispositivos móviles, lo que facilita el acceso a estas experiencias. De cara a las empresas del sector, esta tecnología permite ahorrar mucho tiempo y lograr más efectividad en las visitas, así como generar sensaciones más positivas en los clientes que se pueden traducir en mayores ventas.

Atención a través de chatbots

Otra tendencia que está propagándose entre las empresas inmobiliarias es el uso de chatbots para atender a los clientes, lo que reduce enormemente la carga de trabajo de los agentes. La modalidad más habitual es un robot virtual que simula una conversación con una persona, y que permite a las empresas proporcionar atención 24/7, maximizando la captación de clientes y haciendo más efectivas las transacciones. Además, gracias a los chatbots las empresas están pudiendo crear una base de datos de clientes mucho más amplia y eficiente, al estar estos conectados directamente con el CRM. Los expertos reconocen que esta tecnología puede ayudar a reducir los embudos de ventas, pero puntualizan que también puede ser un arma de doble filo, ya que tienen sus límites y muchos clientes prefieren una interacción humana.

Transacciones Blockchain

Las tecnologías Blockchain están abriéndose paso en la industria inmobiliaria, que está interesada en introducir el pago con criptomonedas en las operaciones de compraventa, entre otros ámbitos. Pero, más allá de este uso, las cadenas de bloques pueden tener un papel importante en el futuro para garantizar la transparencia y fiabilidad de la información y las transacciones, como ya se está demostrando en el sector financiero y en el de los seguros.

Automatización de procesos de gestión

La última tendencia que destacan los expertos de Arbentia es la adopción de soluciones de automatización de procesos en la gestión inmobiliaria, un ámbito en el que los agentes constantemente se ven obligados a realizar el mismo proceso en cada inmueble, lo que consume mucho tiempo. Con la automatización de ciertos trabajos (como la automatización y la monitorización por zonas geográficas, campañas de marketing o programación de citas) los agentes pueden liberar mucho tiempo para dedicarlo a tareas más relevantes para el negocio o el trato con los clientes. Los expertos dicen que no se trata de automatizar todo, sino de ir haciendo pequeños cambios en los procesos que, a medio plazo, pueden beneficiar a la estrategia empresarial a través de una mayor eficiencia y calidad de servicio.