Innovación para avanzar hacia la construcción 4.0

  • Transformación Digital

construccion

El sector de la construcción está avanzando hacia nuevos paradigmas de la edificación, implementando modelos y tecnologías que permitirán a las empresas ahorrar costes, ser más eficientes y sostenibles en todos sus procesos. En los próximos años la industria adoptará metodologías modernas como BIM e innovaciones como gemelos digitales, dispositivos IoT, realidad virtual, drones y nuevas formas de gestión y seguimiento de activos que revolucionarán la forma de construir en el futuro.

La industria de construcción lleva años tratando de evolucionar hacia nuevos modelos que mejoren los procesos desde la mesa de diseño hasta la edificación final de sus proyectos. En este camino han ido surgiendo innovaciones enfocadas a optimizar los procesos en todas sus etapas, dando lugar a un nuevo paradigma análogo al de la Industria 4.0. Los expertos apuntan a que la Construcción 4.0 se apoyará en nuevas tecnologías y modelos que permitirán a las empresas del sector ser más eficientes y menos contaminantes, algo sobre lo que se debatirá en el próximo congreso REBUILD 2022, que se celebrará en IFEMA (Madrid) entre los días 26 y 28 de abril.

Como avance a lo que se podrá ver en este Congreso Nacional de Arquitectura y Construcción 4.0, sus organizadores explican cuáles serán las tendencias que guiarán a la industria de construcción hacia el futuro, y la clave de todos los avances que están por venir está en la digitalización. En los próximos años las empresas del sector se apoyarán en tecnologías modernas adaptadas especialmente a su actividad, con soluciones específicas que ayudarán a mejorar la planificación y el desarrollo de sus proyectos de edificación.

Entre las más destacadas se encuentran la realidad virtual, que permitirá mejorar los procesos de diseño de estructuras, o los dispositivos IoT y los drones, que ayudarán a realizar levantamientos topográficos más precisos de forma automatizada. Como no puede ser de otra forma, el concepto de metaverso también puede encontrar un lugar en la industria, ayudando a mostrar los proyectos en entornos virtuales interactivos. Y otras tecnologías vinculadas a estos mundos virtuales también pretenden ofrecer soluciones interesantes en el ámbito de la construcción y el mercado inmobiliario, como los contratos inteligentes, la tokenización de activos, terrenos o edificios virtuales en el metaverso, y los pagos a través de criptomonedas.

Aunque todo lo relacionado con el metaverso está todavía en una etapa muy temprana de desarrollo, incluso conceptual, los expertos consideran muy interesantes las posibilidades que puede ofrecer de cara a la venta de viviendas y edificios comerciales. Poder mostrar virtualmente cómo será un inmueble, un edificio de oficinas o una fábrica antes de que el proyecto se lleve a cabo puede atraer más clientes, ya que permitiría mostrar de forma visual e interactiva muchas más cosas que una maqueta y unos planos al estilo tradicional, por mucha documentación que se aporte. Y facilita la exposición de las ventajas que puede aportar el concepto de edificios inteligentes, mostrando las capacidades que pueden aportar las nuevas tecnologías en estos entornos, más allá de enseñar cómo son las estructuras. 

En su anuncio, Ignasi Pérez, director del Congreso Nacional de Arquitectura Avanzada y Construcción 4.0, explica que el objetivo del evento de este año “no es solo poner encima de la mesa las soluciones a los retos más urgentes a los que se enfrenta la industria, sino también expandir nuestras fronteras digitales a conceptos que conviene conocer, como el metaverso”. Y también pretenden que sirva como “el impulso definitivo para que la transformación de la edificación no se quede en meras palabras y se conviertan en hechos, para que podamos ver una evolución sostenible, digital e industrializada en un corto plazo de tiempo”.

Otro de los aspectos que más importancia tiene para la industria de construcción, y que formará parte de este encuentro, es la descarbonización del sector y la reducción de su impacto ambiental, problemas que siempre ha acompañado a todas las actividades de construcción. En este sentido, los expertos consideran que la digitalización es el camino a seguir para mejorar en sostenibilidad a todos los niveles, ya que las nuevas tecnologías pueden ayudar a mejorar la planificación y gestión de los proyectos, reduciendo optimizando el consumo de recursos, el tiempo dedicado a cada etapa y ayudando a gestionar mejor unos proyectos en los que intervienen largas cadenas de suministro y un gran número de actores encargados de cada fase de la edificación.

En opinión de Javier González López, director de Formación y Empleo de la Fundación Laboral de la Construcción, la digitalización es muy importante para la transformación hacia nuevos modelos en la industria. Y opina que “las tecnologías asociadas a la industria 4.0 con capacidad para transformar de forma profunda el sector de la construcción son el Internet de las Cosas (IoT), el BIM, el blockchain, la realidad aumentada y virtual, la robótica, los drones, la impresión 3D y el LEAN”.

Y quizá uno de los cambios que más impacto puede tener en la industria es la metodología BIM (Building Information Modelling), que se basa en modelar casi todo el ciclo de vida de un proyecto de construcción, apoyándose en una base de datos común para toda la obra. Esto abarca desde el propio diseño de la arquitectura, algo que los desarrolladores de software de diseño asistido por computador (CAD) han implementado en sus herramientas más avanzadas desde hace años.

Siguiendo esta metodología se logra un modelo de gestión mucho más preciso y eficiente, aunque para ello es preciso involucrar en un ecosistema digital a todos los actores que forman parte de un proyecto de edificación, desde los diseñadores a los contratistas, proveedores de equipo y material, transportistas y otras empresas relacionadas. Pero, a pesar del esfuerzo inicial que supone, construyendo este entorno digital se logra gestionar mejor el flujo de información que debe moverse entre cada uno de los involucrados en la construcción, optimizando al máximo los tiempos y el consumo de recursos. Y en este sentido los gemelos digitales pueden ser de gran ayuda, alimentándose de esta información para mostrar de forma gráfica y detallada el progreso y el estado reales de los proyectos, algo que cada vez interesa más a las empresas de la industria.

Todas estas tecnologías están abriéndose paso en el sector de la construcción y las empresas más avanzadas digitalmente están demostrando que este es el camino correcto a seguir en el futuro. Gracias a estos avances los promotores, constructores, arquitectos y proveedores están adquiriendo ventajas competitivas que los sitúan en una posición perfecta para participar en grandes proyectos en los que cada vez es más importante la sostenibilidad, la eficiencia y el cumplimiento de plazos, algunos de los principales retos que enfrenta la industria.