Seis claves de la digitalización que más relevancia tienen para el sector jurídico

  • Transformación Digital

Demanda Juicio

Los despachos de abogados españoles se encuentran muy por detrás de otros sectores en la transformación digital, pero los clientes demandan una modernización de sus servicios para adaptarse a la nueva realidad. Los expertos coinciden en esta necesidad, y proponen una serie de claves que pueden servir como guía para acelerar el proceso en las empresas dedicadas al ámbito legal.

Recomendados: 

Aplicaciones, ¿cómo desarrollo, entrego y gestiono mi software? Webinar

IT Trends 2021. Asimilando la aceleración digital Leer

Guía para implementar una CDN moderna Leer 

En el último año se ha acelerado la transformación digital en los países de la UE pero, según el Índice de la Economía y la Sociedad Digitales 2020 de la Comisión Europea, en 2020 España ocupada la posición número 13 entre los socios europeos en cuanto a la integración de la tecnología y la digitalización empresarial. Desde entonces, algunas industrias como la hostelería, las finanzas, el turismo o el retail han acelerado el cambio para adaptarse a los nuevos tiempos, pero el sector jurídico se encuentra muy por detrás de la mayoría.

Según el último Estudio de Innovación en el Sector Jurídico, elaborado por Lefebvre, más del 41% de los bufetes de abogados españoles no está aplicando la innovación y la transformación digital en su negocio, aunque reconocen la necesidad de hacerlo. Y en un 34% de los casos el presupuesto dedicado a innovación no supera los 10.000 euros. Ante esta situación, la consultora especializada en innovación Nuvix Consulting propone seis claves que permitirán al sector jurídico acelerar la digitalización para adaptarse a las exigencias cada vez mayores de unos clientes cada vez más afines a las tecnologías digitales.

Incorporar talento digital

Una de las principales barreras que bloquea la transformación digital es la falta de conocimientos y habilidades digitales, y en el sector jurídico es un problema importante. Los expertos recomiendan a los bufetes que contraten personal con habilidades tecnológicas, pero que también sean expertos en los cambios legislativos que tienen que ve con la tecnología o los nuevos paradigmas digitales que afectan al sector jurídico. Porque en una profesión tan especializada los conocimientos digitales no son suficientes. Y aconsejan tener muy en cuenta los nuevos casos de uso que están ganando tracción en el ámbito legal, como la tributación de las grandes tecnológicas, los abusos en materia de privacidad de los datos y los ciberdelitos.

Transformación cultural en la organización

Para lograr una transformación digital exitosa es vital que haya un cambio cultural dentro de las empresas del sector jurídico, que en España todavía se encuentran ancladas a los procesos tradicionales, con profesionales que llevan trabajando en su puesto una media de entre 25 y 30 años. Según los expertos, es necesario que la empresa se centre en cambiar la cultura empresarial para mejorar la comprensión y aceptación de las nuevas tecnologías. Esto les permitirá implementarlas con más éxito y sacarles el máximo partido, en lugar de que sean una fuente de frustración y retrasos en el trabajo diario.

Cuidar la ciberseguridad

Como ya se está viendo en muchas industrias, la ciberseguridad ha de ser uno de los pilares de la transformación digital, y en el sector legal es incluso más importante, dada la naturaleza de la información que manejan los abogados. Por ello, los expertos recomiendan invertir tiempo y recursos en dotar a la empresa de las máximas garantías en materia de seguridad informática, y en la capacitación de los trabajadores en esta materia. Esto incrementará la confianza de los clientes y socios, algo vital en un sector que se está volviendo más competitivo.

Acelerar y facilitar el servicio

Los ciudadanos se están acostumbrando rápidamente a la dinámica de la era digital, adoptando de forma muy natural tecnologías y procesos que les permiten obtener fácilmente productos y servicios, sin una burocracia excesiva. Esto va a cobrar mucha relevancia en el sector jurídico, donde la digitalización ofrece grandes oportunidades para optimizar procesos y mejorar la experiencia del cliente. Los expertos recomiendan centrarse en proporcionar la máxima inmediatez, rapidez y comodidad en los servicios a los clientes, y esto pasa por contar con una web bien construida, que resulte intuitiva incluso para los clientes menos acostumbrados al uso de las nuevas tecnologías.

Facilitar la búsqueda y la navegación a los clientes

Es muy importante que la web de los despachos de abogados permita a los clientes contactar con el despacho de forma rápida y sencilla, pero antes de ello es fundamental que se pueda encontrar fácilmente en Internet, donde los clientes potenciales buscan empresas que les proporcionen los servicios legales que necesitan. Por ello, los expertos aconsejan cuidar al máximo las cuestiones relativa al SEO (Search Engine Optimization) para aparecer en los primeros resultados de los buscadores. Y también recomiendan invertir en SEM o Adwords para incrementar al máximo las apariciones en estas plataformas. Y puntualizan que la web de los bufetes debería ser 100% responsive y estar perfectamente adaptada a todos los dispositivos, ya que muchos clientes potenciales, especialmente los más jóvenes, buscan la mayoría de servicios a través de plataformas móviles.

Apoyarse en la nube

La última clave fundamental para abordar la transformación digital en el sector jurídico es la nube, que ya se ha convertido en un gran aliado para muchas industrias, especialmente las que trabajan con gran cantidad de datos. Los bufetes siempre han manejado gran cantidad de información en soporte de papel, lo que tradicionalmente ha condicionado la forma de trabajar en cualquier caso. Pero esto está cambiando con la transformación digital, y ahora se pueden digitalizar los documentos para facilitar su organización y su consulta, algo que en los próximos años va a revolucionar la forma de trabajar en los bufetes de abogados y en la propia administración. Y la nube puede ser de gran ayuda tanto para almacenar la documentación como para ponerla a disposición de los clientes y las autoridades de forma inmediata y segura.